[Grafica Cristiana] Mensaje 4 para nuevos creyentes

Mensaje 4 para nuevos creyentes

Lectura bíblica

Jn. 10:28 Y Yo les doy vida eterna; y no perecerán jamás, ni nadie las arrebatará de Mi mano.

6:37 Todo lo que el Padre me da, vendrá a Mí; y al que a Mí viene, por ningún motivo le echaré fuera.

La vida eterna de Dios

En Juan 10:28 el Señor dijo: ?Y Yo les doy vida eterna; y no perecerán jamásí. La vida eterna es la vida de Dios. El Señor nos dio la vida eterna y nos introdujo en una relación eterna con Dios, en una relación en vida, de manera que jamás podremos separarnos de El. Ahora la vida eterna de Dios que está en nosotros guarda nuestra salvación y la mantiene eternamente segura, de modo que no perezcamos jamás.

El nuevo pacto de Dios

Nuestra salvación también está asegurada por el nuevo pacto que Dios hizo con nosotros (He. 8:8-12). Este pacto fue consumado mediante la redención que se efectuó cuando el Señor Jesús derramó Su sangre (Mt. 26:28; Lc. 22:20). Según este pacto, Dios perdonará los pecados de todos aquellos que crean en el Señor Jesús, y no se acordará más de las iniquidades de ellos; El impartirá Sus leyes en sus mentes y las inscribirá en sus corazones; El será su Dios y ellos serán Su pueblo; y ellos conocerán a Dios y no tendrán necesidad de

que nadie les enseñe. Asimismo, este pacto es un pacto eterno (He. 13:20), el cual permanecerá para siempre y tiene vigencia eterna. Además, debido a que Dios es fiel y guarda Su pacto (Dt. 7:9), El jamás lo quebrantará (Sal. 89:34), sino que cumplirá fielmente todo lo estipulado en dicho pacto. Por tanto, Su pacto, el cual no puede ser anulado, garantiza la seguridad eterna de nuestra salvación.

La redención eterna, perfecta y completa efectuada por Cristo

Nuestra salvación está también asegurada por la redención perfecta y completa efectuada por Cristo. Hebreos 10:14 dice: ?Porque con una sola ofrenda hizo perfectos para siempre a los santificadosí. Al ofrecerse a Sí mismo en la cruz, sin mancha, como sacrificio único para Dios, Cristo logró una eterna redención (He. 9:12; 10:10, 12). Por lo tanto, esta redención es eternamente perfecta y completa, sin mancha ni defecto alguno. Por medio de la redención eterna de Cristo, nosotros, los santificados, hemos sido hechos perfectos eternamente. Nadie puede condenarnos más (Ro. 8:34), ni nadie puede anular la redención perfecta, completa y eterna que Cristo realizó por nosotros.

La salvación eterna efectuada por Cristo

Tenemos una salvación segura debido a que la salvación que Cristo efectuó es eterna. Hebreos 5:9 dice que Cristo ?vino a ser fuente de eterna salvación para todos los que le obedecen?. La salvación que Cristo nos brinda es una salvación eterna, y todos los efectos, beneficios y resultados de ella poseen una naturaleza eterna y trascienden las limitaciones del tiempo. Por lo tanto, nuestra salvación es eternamente segura.

La mano todopoderosa de Cristo

Tal como la mano de Dios es poderosa, la mano de Cristo también es poderosa [Jn. 10:28]. Ambas salvaguardan nuestra salvación. Por un lado, la vida eterna nunca se agotará, y por otro, las manos del Hijo y del Padre nunca fallarán. Por consiguiente, nuestra salvación es eternamente segura, y nosotros nunca pereceremos.

La promesa inmutable de Cristo

[En] Juan 6:37 ? el Señor prometió que El jamás echará fuera a aquellos que se acerquen a El. Tal promesa garantiza la seguridad eterna de nuestra salvación ? Por lo tanto, Dios nos muestra en Su Palabra, desde diferentes ángulos, que una vez que somos salvos, somos salvos eternamente y eternamente perfeccionados, y que de ninguna manera pereceremos eternamente, sino que tendremos una seguridad eterna.

El verdadero ministerio se concibe en el vientre del sufrimiento, nace con fatiga y con dolor, y se mece en una cruz.
Ciertamente hay un camino solitario para los que buscan andar con Dios. Pero cuando andemos con el Señor, vamos a encontrar compañia en otros que tambien conocieron el rechazo y el sufrimiento cuando anduvieron con Dios, y aprendieron sus caminos

Libros Ebooks Cristianos

Sobre Pastor Carlos Vargas Valdez

Es esposo de la mejor mujer, padre de 2 hijos maravillosos, pastor de jóvenes y director de Desafío Joven. En los últimos 12 años ha trabajado con jóvenes, padres y líderes juveniles. Estudio en Rhema Bible Training Center. Su servicio con la palabra de Dios se ha extendido por más de 27 países en 13 idiomas. Es director ejecutivo y consultor de varios ministerios cristianos, desarrollando conferencias, cursos bíblicos, libros, estudios, devocionales, vídeos y recursos para la vida espiritual.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

1 Compartir
Comparte1
WhatsApp
Tweet
+1
Pin
Comparte