¿Quiénes están detrás de los hechos de Majaz?

¿Quiénes están detrás de los hechos de Majaz?

Como los campesinos son eternos menores de edad, nuestros gobernantes y los periodistas de los grandes medios se preguntan regularmente quiénes están detrás de sus movilizaciones y reclamos. Y de ahí vienen las consabidas respuestas : curas agitadores, ONG seudoambientalistas, alcaldes reeleccionistas y Patria Roja. Y cuando las cosas extreman, el terrorismo y el narcotráfico. Esta impreso y grabado como para que no corra riesgo de que me desmientan.

 

Voy a detenerme, sin embargo, en algunos otros participantes cuyo papel en el conflicto parece que no se comprende fácilmente desde las redacciones de Lima. Un ejemplo es el Estado, al que aparentemente sólo le correspondería la tarea de imponer el orden, que se entiende como proteger los intereses de la empresa minera, aún a costa de la vida de algunos ronderos.

 

Pero nadie dice que el ministerio de Energía y Minas ha estado concediendo denuncios mineros en una amplia zona entre las provincias Huancabamba (Piura) y San Ignacio (Cajamarca), en forma clandestina, sin conocimiento de los municipios y de los productores que se dedican al cultivo del café orgánico (sin componentes químicos) y de arroz de calidad, y en abierta violación de la ley que ordena no entregar concesiones sobre los 50 Km. anteriores a la línea de frontera y en área de reservas ecológicas como la de Tabacones-Numballe, que está en el corazón de los trabajo de exploración de la minera Majaz.

 

Desde 1999 se han sucedido enfrentamientos entre campesinos ronderos y grupos mineros que se preparaban para la extracción de cobre y oro de esta región. En el 2002, la propia Majaz fue expulsada de uno de sus concesiones. O sea el ministerio y la empresa, sabían que estaban chocando con la población y decidieron no tratar con ella sino seguir adelante. La empresa demostró que había aprendido de nueva minería de la experimentada Yanacocha. Para conjurar el rechazo dividieron la organización rondera utilizando su poder económico, y lo hicieron también con las comunidades indígenas. Promovieron con dinero un movimiento político promina con vistas a las siguientes elecciones. Es decir crearon su propia población adicta e imaginaron que eso significaba que las dos provincias estaban a su favor.

 

El razonamiento es muy simple. Las minas representan poder frente a los campesinos dispersos y de bajos ingresos, y ese poder se acrecienta por la alianza abierta del Estado y los empresarios mineros. Y aquí viene el segundo actor del problema que no percibimos a la distancia : La actividad de los funcionarios de la empresa dividiendo, corrompiendo, manipulando las organizaciones, creyendo que por esa vía se neutralizan las resistencias. En Majaz esto ha llegado hasta el punto de armar una fuerza de seguridad derivada de los antiguos Comités de Autodefensa antisenderistas, creado en los 80/90 bajo iniciativa del ejército. Estos son ahora combatientes de la mina, con una paga que se calcula en 20 soles diarios.

 

En la zona es frecuente ver a los señores de la mina caminando acompañados por hombres armados y amenazantes. Durante el cerco de las rondas sobre el campamento, la defensa estaba formada por la policía y las fuerzas de seguridad, y según las versiones que se recogen en la zona, los más violentos eran estos últimos. Otro elemento de interés de los funcionarios es por supuesto la prensa regional y local. Y es que hay un notable contraste entre la versión de una radio de San Ignacio o Huancabamba, y lo que se oye y lee en Lima. También Majaz prefiere oírse a sí misma antes que tomar en cuenta los argumentos ajenos. El tercer actor que no se toma muy en cuenta es el de la agroexportación. Porque Huancabamba y San Ignacio no es una zona de agricultores en la última lona, con sus papitas y su chuño, como podrían ser los de Espinar o Cotabambas. En este caso estamos en un territorio que está participando de la famosa prosperidad que abarca una fracción del campo peruano que puede vender afuera a precios atractivos. En algunos años, estas provincias pueden ser ricas. Por eso mismo no les interesa la plata que ofrece la mina, ni permiten los cultivos que se venden al narcotráfico.

 

El gobierno de Toledo que se jacta de haber promovido el boom agroexportador, se muestra en su esencia cuando tiene que decidir entre minería y la agricultura moderna. Eso pasó en Tambogrande donde se enfrentó el oro con los mangos y limones. Y está pasando en Majaz, entre el cobre y el café orgánico. No creo que sea muy difícil entender porqué rebela tanto encontrar que porque sí y sin ninguna consulta, el Estado decida que este incipiente progreso se enfrente dentro de poco con contaminación de tierra, agua, aire. Los agroexportadores saben perfectamente que la colocación de su producción, por bueno que sea su trabajo, va a verse obstaculizada cuando tengan que explicar que al lado de sus plantaciones hay una fulgurante actividad minera (el doble de Antamina, según dicen).

 

Si uno tiene la idea completa de los actores y problemas detrás del conflicto, y elimina los fantasmas levantados para asustar, puede pretender entender la sustancia del pleito entre las minas y los agricultores. No hay demagogia que pueda movilizar muchos miles de personas.  

 

Raúl Wiener

raulwiener@yahoo.com.ar 

————————————-

Sr. Raúl Wiener:

 

Su análisis es muy acertado. Para las organizaciones campesinas y para quienes somos de Huancabamba, también está claro desde hace mucho tiempo que los entes del Estado llamados  a defender los derechos, intereses e integridad de las personas y poblaciones, han olvidado este rol.

 

Es muy cierto que desde comienzos del 90, el fujimontesinismo local dividió a las organizaciones  de mujeres y campesinos, mediante el PRONAA y demás programas sociales. Las mujeres de Huancabamba desde 1988 se organizaron en la Asociación de Mujeres Trabajadoras de Huancabamba ( AMHBA) enarbolando los principios de autonomía, equidad y no violencia contra la mujer, desarrollo y paz; sin embargo en 1993 no solamente se las reprimió, sino hasta se pretendió desaparecerlas. Las Organizaciones de Base de mujeres que integran a la AMHBA no dejaron morir a la organización y fueron las primeras en defender los Derechos Humanos de sus hermanas y hermanos campesinos.

 

Desde 1996 ellas vienen potenciando su organización con una Granja Escuela Ecológica, una Molinería y un pequeño Programa de Microcréditos. Desde 1998, quienes durante la época de la violencia política, formaron parte de las rondas de autodefensa, se han apoderado de la administración de la Comunidad de Quispampa y con el apoyo del Gobierno Local en el año 2001, no solamente invadieron el terreno que ellas tiene en posesión y donde tienen su Granja Escuela y Casa de Servicios Múltiples (esta granja es un ejemplo de producción y organización), sino también las agreden con violencia física y psicológica permanentemente. Y aunque el Poder Judicial en diferentes resoluciones judiciales les ha dado la razón a las mujeres de la AMHBA (ordenando el desalojo de los invasores, el mismo que por temor del Juez no se ha ejecutado hasta la fecha), el Gobierno Local, regional y nacional, no les presta ningún apoyo. Cuando ellas elevaron sus denuncias y pruebas contra uno de los subprefectos más autoritarios y que coordinaba muy bien con la empresa minera y con los invasores del terreno de las mujeres (Elías Peña) entre 2002 y 2003, el Ministerio del Interior guardó silencio. Lo mismo hicieron los demás entes como Ministerio de Justicia, Congreso de la República, Presidencia, MIMDES, etc.

 

Y es en esta iniciativa de la AMHBA por desarrollar a su pueblo y defender los Derechos y Ciudadanía, donde se ve con claridad actuar en contra del desarrollo local y del derecho a organizarse de las mujeres, tanto al Estado como a quienes defienden los intereses mezquinos de la empresa Majaz. Esta empresa tiene su propia emisora radial en Huancabamba y al locutor Dúber Mauriola como su principal defensor, que con el amparo de autoridades y medios de comunicación regionales y nacionales, prestos a difundir solamente lo que a la empresa minera le conviene a su favor. Desde esta emisora se calumnia difama y amenaza, al peor estilo fujimontesinista a las organizaciones y líderes de las Rondas y mujeres. Cuando a fines de Diciembre de 2004, las organizaciones de rondas acordaron llamar al orden a este locutor, el saldo fue que la ex-Presidenta de la AMHBA (Sra. Josefa Adrianzén), fue linchada y por poco no perdió la vida, junto al administrador de otra emisora local (Federico Ibáñez) y una decena de campesinos y mujeres, quienes sufrieron injusta cárcel y orden de captura. Y hoy en estos últimos sucesos, la historia se repite y con mayor crueldad. ¿A qué arrasamiento se refieren la mina y la autoridades que siguen calumniando a las rondas de Huancabamba, Ayabaca y San Ignacio? ¿No es acaso que los verdaderos arrasadores de territorios de rica biodiversidad y minas, son los que con millones de dólares tienen la propiedad privada de dichos territoriosí

 

Son las mujeres campesinas y trabajadoras de los caseríos de Huancabamba y las otras Provincias afectadas, quienes sí saben trabajar para el futuro, conocen que de sus pequeñas chacras depende la sobrevivencia de sus hijos, así como el beneficio de los bosques y páramos de toda la reserva de Namballe, de las aguas de las lagunas Huaringas y ríos de sus microcuencas, quienes en forma consciente y sin manipulación alguna junto a los ronderos, son también las defensoras de la biodiversidad y medio ambiente. Ellas integran el Comité Amplio de Mujeres en Defensa del Medio Ambiente y están a favor del diálogo y buscar salidas donde se respeten los Derechos de las poblaciones. Otro mundo es posible si es que se escucha la voz y justos reclamos de las mujeres y campesinos de todas las regiones del país.

 

Gracias desde ya por su solidaridad con nuestros pueblos:

 

Josefa Ramírez Peña

iamamc@terra.com.pe

————————————————————–
Juan Alberto Llaguno Betancourt
perurepublicano@yahoogroups.com
Lima – Perú

Libros Ebooks Cristianos

Sobre Pastor Carlos Vargas Valdez

Es esposo de la mejor mujer, padre de 2 hijos maravillosos, pastor de jóvenes y director de Desafío Joven. En los últimos 12 años ha trabajado con jóvenes, padres y líderes juveniles. Estudio en Rhema Bible Training Center. Su servicio con la palabra de Dios se ha extendido por más de 27 países en 13 idiomas. Es director ejecutivo y consultor de varios ministerios cristianos, desarrollando conferencias, cursos bíblicos, libros, estudios, devocionales, vídeos y recursos para la vida espiritual.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

0 Compartir
Comparte
WhatsApp
Tweet
+1
Pin
Comparte