Ministerio Mujer – Mayordomía del Sexo y Matrimonio

MAYORDOMIA DEL SEXO Y MATRIMONIO
 La administración de nuestra vida sexual de los solteros se basa en nuestro conocimiento y respeto a la Palabra de Dios, y a tener conciencia de la presencia del Espíritu Santo en nuestro ser?
Por: Jorge Soria
 
Género: 
 
De acuerdo a Génesis 1:26 ? 2: 25, Dios creó al hombre, varón y mujer los creó.
 
Dios clasificó al ser humano por género, y lo estableció masculino y femenino.
 
Cada género se diferencia en el cuerpo, en la manera de pensar, de sentir y en sus sensaciones.
 
Sexualidad: 
 
Tanto el padre como la madre proveen el equilibrio necesario para sus hijos.
 
También son los primeros responsables en enseñarles todo acerca de la vida sexual.
 
El área sexual consta de saber el funcionamiento, cuidado y uso de sus genitales. También, se considera al cerebro como el ?otro? órgano sexual.
 
Los deseos sexuales son alimentados por las hormonas, los pensamientos y nuestras creencias. Estos son los principales estímulos de nuestra sexualidad.
 
Todo cristiano (hombre o mujer) debe estar bien informado tanto en la palabra de Dios como científicamente en el tema sexual para llevar una buena administración.
 
Solteria: 
 
Algunos consideran a la soltería como un estado civil peligroso, y hasta sujeto a muchas tentaciones. Esto se debe a la falsa idea que al tener una pareja, el hombre o la mujer estarán a ?salvo?.
 
La administración de nuestra vida sexual de los solteros se basa en nuestro conocimiento y respeto a la Palabra de Dios, y a tener conciencia de la presencia del Espíritu Santo en nuestro ser.
 
El apóstol pablo dijo que el soltero tiene una mayor oportunidad de servir al Señor (1 Corintios 7:32), pero no debe reprimirse porque lo llevará a pecar(1 Corintios 7:8-9).
 
El soltero debe hacer uso del dominio propio en su vida sexual, o del “don de continencia” si ese fuera su caso.
 
Matrimonio:
 
El casado también basa su vida sexual en la Palabra, en la guía del Espíritu Santo, y el respeto a su pareja y a su hogar.
 
La Palabra dice que el marido y su cónyuge no deben negarse el uno al otro, y también advierte que su lecho sea sin mancilla:
 
1 Corintios 7:5.
?No os neguéis el uno al otro, a no ser por algún tiempo de mutuo consentimiento, para ocuparos sosegadamente en la oración; y volved a juntaros en uno, para que no os tiente Satanás a causa de vuestra incontinencia?.
 
Hebreos 13:4.
?Honroso sea en todo el matrimonio, y el lecho conyugal sin mancilla; paro a los fornicarios y a los adúlteros los juzgará Diosí
 
En Proverbios exhorta a que los casados disfruten uno del otro, y el Libro de Cantar de los Cantares es una poesía que descubre el amor sexual de una pareja.
 
Proverbios
?Bebe el agua de tu misma cisterna, y los raudales de tu propio pozo. ¿Se derramarán tus fuentes por las calles, y tus corrientes de aguas por las plazasí. Sean para ti solo, y no para los extraños contigo. Sea bendito tu manantial, y alégrate con la mujer de tu juventud, como sierva amada y graciosa gacela. Sus caricias te satisfagan en todo tiempo, y en su amor recréate siempre? (Proverbios 5.15-19)
 
Cantar de los Cantares:
 
?Como el manzano entre los árboles silvestres, así es mi amado entre los jóvenes; bajo la sombra del deseado me senté, y su fruto fue dulce a mí paladar.
Me llevó a la casa del banquete , y su bandera sobre mí fue amor, sustentadme con pasas, confortadme con manzanas; porque estoy enferma de amor.
Su izquierda esté debajo de mí cabeza, y su derecha me abrace”. (2:3-6) 
 
“Mi amado es mío, y yo soy suya? (2:16).
 
?Prendiste mi corazón, hermana, esposa mía; has apresado mi corazón con uno de tus ojos… ¿Cuán hermosos son tus amores, hermana, esposa mía!  ¿Cuánto mejores que el vino tus amores, y el olor de tus ungüentos que todas las especias aromáticas!.
Como panal de miel destilan tus labios, oh esposa; miel y leche hay debajo de tu lengua; y el olor de tus vestidos como el olor del Líbano, huerto cerrado eres, hermana mía, esposa mía; fuente cerrada, fuente sellada. Tus renuevos son paraíso de granados, con frutos suaves, de flores de alheña y nardos… Fuente de huertos, pozo de aguas vivas, que corren del Líbano… Venga mi amado a su huerto y coma de su dulce  fruta. Yo vine a mi huerto, oh hermana, esposa mía; he recogido mi mirra y mis aromas: he comido mi panal y mi miel, mi vino y mi leche he bebido? (4:9-16, 5:1).
 
?Yo soy de mi amado, y conmigo tiene su contentamiento? ( 7:10)

 

 

 

Libros Ebooks Cristianos

Sobre Pastor Carlos Vargas Valdez

Es esposo de la mejor mujer, padre de 2 hijos maravillosos, pastor de jóvenes y director de Desafío Joven. En los últimos 12 años ha trabajado con jóvenes, padres y líderes juveniles. Estudio en Rhema Bible Training Center. Su servicio con la palabra de Dios se ha extendido por más de 27 países en 13 idiomas. Es director ejecutivo y consultor de varios ministerios cristianos, desarrollando conferencias, cursos bíblicos, libros, estudios, devocionales, vídeos y recursos para la vida espiritual.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

6 Compartir
Comparte5
WhatsApp
Tweet
+11
Pin
Comparte