[Grafica Cristiana]¿Cuáles son los factores que conducen a que Dios no conteste la oración de… ?

 

¿Cuáles son los factores que conducen a que Dios no conteste afirmativamente la oración de uno de sus hijosí

 

DL Bueno, en la Biblia encontramos varias razones que hacen que una oración no sea respondida afirmativamente por Dios.

En primer lugar por la falta de santidad por parte del que pide. Salmo 66:18 dice: ?Si en mi corazón hubiese yo mirado a la iniquidad, el Señor no me habría escuchado.?

El pecado no confesado por parte del que ora es un gran impedimento para que Dios conteste afirmativamente la oración. 1 Juan 3:21-22 dice por contraste: ?Amados, si nuestro corazón no nos reprende, confianza tenemos en Dios; y cualquiera cosa que pidiéramos la recibiremos de él, porque guardamos sus mandamientos, y hacemos las cosas que son agradables delante de él.?

Segundo, por la falta de fe. Marcos 11:22-24 dice: ?Respondiendo Jesús, les dijo: Tened fe en Dios. Porque de cierto os digo que cualquiera que dijere a este monte: Quítate y échate en el mar, y no dudare en su corazón, sino creyere que será hecho lo que dice, lo que diga le será hecho. Por tanto, os digo que todo lo que pidiereis orando, creed que lo recibiréis, y os vendrá.?

En cierta ocasión, hubo gran sequía en determinada región del planeta. Los habitantes de aquel lugar convencieron al pastor de la única iglesia que había en esa zona a organizar una reunión de oración con el único propósito de pedir a Dios que envíe lluvia. Se pusieron de acuerdo en el día y la hora cuando tendría lugar esa reunión de oración. Llegado el momento acordado, el templo estaba abarrotado de gente. El pastor tomó el púlpito y lo primero que dijo es: ¿Cuántos de Ustedes trajeron paraguasí Como la sequía era tan extrema, absolutamente nadie había llevado paraguas a la reunión de oración. Al ver que nadie había traído paraguas, el pastor dijo. Muy bien, váyanse todos a sus casas. No habrá reunión de oración, porque nadie cree que Dios va a responder a nuestra oración y por eso no han traído sus paraguas. La fe es indispensable para que Dios responda afirmativamente la oración.

Tercero, la falta de sinceridad. Dios no contesta afirmativamente las oraciones que en lugar de exaltar a Dios exaltan a quien está orando. Mateo 6:5 dice: ?Y cuando ores, no seas como los hipócritas; porque ellos aman el orar en pie en las sinagogas y en las esquinas de las calles, para ser vistos de los hombres; de cierto os digo que ya tienen su recompensa.?

Los hipócritas oraban para ser admirados por los hombres y lo conseguían, pero eso es todo lo que lograban al orar. Dios estaba sordo a ese tipo de oración.

Cuarto, por falta de buenos motivos. Santiago 4:3 dice: ?Pedís, y no recibís, porque pedís mal, para gastar en vuestros deleites.?

La motivación es vital para que Dios conteste afirmativamente una oración. Si Usted está orando para que Dios le dé una casa porque quiere que todos sepan cuán próspero es, es muy probable que Dios no responda afirmativamente su pedido. Pero si su motivación al pedir esa casa es para que el nombre de Cristo sea glorificado, o tal vez para que esa casa sirva de alguna manera en la obra del Señor, entonces es muy posible que Dios responda afirmativamente ese pedido. Dios no contesta afirmativamente oraciones en las cuales se piden cosas que sirven solamente para satisfacer nuestros deseos egoístas. Debemos aprender a discernir cuáles son las cosas que traen gloria al nombre de Dios y entonces podremos pedir a Dios por esas cosas con la certeza plena que Dios va a responder afirmativamente.

Quinto, por falta de discernimiento de la voluntad de Dios. 1 Juan 5:14-15 dice: ?Y esta es la confianza que tenemos en él, que si pedimos alguna cosa conforme a su voluntad, él nos oye. Y si sabemos que él nos oye en cualquiera cosa que pidamos, sabemos que tenemos las peticiones que le hayamos hecho?

Esta es una hermosa promesa. Dios responderá afirmativamente todo lo que pidamos en conformidad con su voluntad. Por otro lado, es una clara advertencia en el sentido que Dios jamás va a contestar afirmativamente cualquier pedido que no sea su voluntad. Antes de pedir algo a Dios debemos depender de la guía del Espíritu Santo para discernir lo que es la voluntad de Dios. La oración no es el método para obligar a Dios a que haga algo en contra de su voluntad.

El propósito de la oración es que la voluntad de Dios se haga en la tierra así como se hace en el cielo. Eso es lo que enseñó el Señor Jesucristo en el o de oración conocido como el Padre Nuestro. Mateo 6:10 dice: ?Venga tu reino. Hágase tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra.?

Sexto, por la falta de persistencia. Lucas 18:1-8 dice: ?También les refirió Jesús una parábola sobre la necesidad de orar siempre, y no desmayar, diciendo: Había en una ciudad un juez, que ni temía a Dios, ni respetaba a hombre. Había también en aquella ciudad una viuda, la cual venía a él, diciendo: Hazme justicia de mi adversario. Y él no quiso por algún tiempo, pero después de esto dijo dentro de sí: Aunque ni temo a Dios, ni tengo respeto a hombre, sin embargo, porque esta viuda me es molesta, le haré justicia, no sea que viniendo de continuo, me agote la paciencia. Y dijo el Señor: Oíd lo que dijo el juez injusto. ¿Y acaso Dios no hará justicia a sus escogidos, que claman a él día y noche? ¿Se tardará en responderlesí Os digo que pronto les hará justicia. Pero cuando venga el Hijo del Hombre, ¿hallará fe en la tierra?

Si la persistencia tuvo ese gran impacto en un juez impío, cuánto más no podrá hacer en nuestro buen Dios. Es necesario ser persistente en la oración.

Por último, en séptimo lugar, Dios no contesta afirmativamente la oración por falta de pedir en el nombre de Jesús. Juan 14:13-14 dice: ?Y todo lo que pidiereis al Padre en mi nombre, lo haré, para que el Padre sea glorificado en el Hijo. Si algo pidiereis en mi nombre, yo lo haré.?

Pedir en el nombre del Hijo, no es lo mismo que decir: En el nombre de Jesús, al final de cada oración que hacemos al Señor. Pedir en el nombre de Jesús, es pedir en los méritos de Jesús, mas no en los nuestros, es pedir las mismas cosas que pediría Jesús si estuviera en nuestro lugar. Si fallamos en esto no esperemos que Dios conteste afirmativamente nuestras oraciones.

M.I.LaBiblidice

 

 

 

Gracia y paz a vosotros, del que es y que era y que ha de venir (Ap.1:4ª) Amén.

Si quieres recibir nuestros mensajes, entra aquí y registrate:  Subscribete to [DEVOCIONALES CRISTIANOS] por Email

Para Publicar tus mensajes, envía tus mails a la siguiente dirección:  devocionalescristianos@gmail.com

Cancelar Suscripción:  devocionalescristianos+unsubscribe@googlegroups.com

Para más información de nuestro ministerio: http://www.devocionalescristianos.org

Envía Postales Gratis a tus seres queridos:
http://www.devocionalescristianos.org/postales

Visita nuestros Foros y comparte con nosotros la palabra de Dios y haz nuevos amigos: http://www.devocionalescristianos.org/foro-cristiano/foros/


Enlaces de Devocionales Grupos


Libros Ebooks Cristianos

Sobre Pastor Carlos Vargas Valdez

Es esposo de la mejor mujer, padre de 2 hijos maravillosos, pastor de jóvenes y director de Desafío Joven. En los últimos 12 años ha trabajado con jóvenes, padres y líderes juveniles. Estudio en Rhema Bible Training Center. Su servicio con la palabra de Dios se ha extendido por más de 27 países en 13 idiomas. Es director ejecutivo y consultor de varios ministerios cristianos, desarrollando conferencias, cursos bíblicos, libros, estudios, devocionales, vídeos y recursos para la vida espiritual.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

1 Compartir
Comparte1
WhatsApp
Tweet
+1
Pin
Comparte