[devocional-sabado] 22 de Abril de 2006 – Una terrible epidemia.

No se aparte tu corazón a sus caminos (los de la mujer extraña);
no yerres en sus veredas. Porque a muchos ha hecho caer heridos,
y aun los más fuertes han sido muertos por ella. 

Proverbios 7:25-26.

Una terrible epidemia

       Hasta ahora no se ha encontrado un remedio confiable y definitivo para quienes padecen la terrible epidemia del SIDA. Por eso, las medidas tomadas para luchar contra este mal consisten mayormente en evitar que quienes no han sido infectados se contagien.

       Se dice que no hay posibilidad de protegerse segura y definitivamente de esa epidemia. Sin embargo, existe un medio para luchar contra la infección del SIDA. Si fuese aplicado individualmente, cabría la posibilidad de poner término a esta espantosa epidemia, y quizás exterminarla. Pero muchos rechazan esta clase de protección. ¿Por qué? Porque esto los obligaría a cambiar su manera de vivir, y no están dispuestos a ello.

       El «remedio» propuesto es el que el Creador ordenó, el cual tiene dos nombres: abstinencia (antes del casamiento) y fidelidad (en el matrimonio). Esta «receta» se halla en la Escritura; nosotros, los seres humanos, no podemos hacer nada mejor que atenernos estrictamente a ella (1 Corintios 6:18-20; Hebreos 3:4;?)

       Cuando Dios manda o prohíbe algo, siempre es para nuestro bien. Si no tomamos en serio sus mandamientos, tampoco deberíamos sorprendernos por las consecuencias.

       Mas para quienes sufren esas consecuencias en su propio cuerpo, la Palabra de Dios tiene aún un mensaje que puede serles de bendición: ?Reconciliaos con Dios? (2 Corintios 5:20). Él es ?rico en misericordia? y perdona abundantemente. 

  • El devocional diario, es editado por: "La Buena Semilla" 1166 Perroy (Suiza) © Copyright: Todos los derechos reservados.
  • El texto enviado hoy es el del día correspondiente del año pasado.
  • El texto del día de hoy puede leerse en nuestra página: http://www.devocionalescristianos.org 

    Amado, yo deseo que tú seas prosperado en todas las cosas, y que tengas salud, así como prospera tu alma. – Tercera carta de Juan versículo 2.

  • Prediquemos por Internet – ¿Hemos bendecido tu vida con el Devocional Diario? Si tu respuesta es afirmativa entonces suscribe a otros (pidiendo primero su acuerdo) para que lo reciban al igual que tu haz clic aquí
  • El equipo de Devocionales, Inc. se encarga de enviar este mensaje diariamente por correo electronico a 28.923 suscriptores.
Libros Ebooks Cristianos

Sobre Pastor Carlos Vargas Valdez

Es esposo de la mejor mujer, padre de 2 hijos maravillosos, pastor de jóvenes y director de Desafío Joven. En los últimos 12 años ha trabajado con jóvenes, padres y líderes juveniles. Estudio en Rhema Bible Training Center. Su servicio con la palabra de Dios se ha extendido por más de 27 países en 13 idiomas. Es director ejecutivo y consultor de varios ministerios cristianos, desarrollando conferencias, cursos bíblicos, libros, estudios, devocionales, vídeos y recursos para la vida espiritual.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

0 Compartir
Comparte
WhatsApp
Tweet
+1
Pin
Comparte