[Devocional_Diario] Madres Ejecutivas

Devocional Cristiano – Madres Ejecutivas

¿Qué por qué trabajo fuera de la casa? Te respondo: “Quiero que mi pequeño tenga lo que yo no tuve” “Quiero ayudar a pagar los gastos de la casa” “No me alcanza con el sueldo de mi esposo” “Soy madre soltera” “Yo necesito dinero para mis gastos personales” “Prefiero trabajar fuera, no soy ama de casa” “Extraño mucho a mis hijos, pero en verdad necesito trabajar” “Mis padres sólo me tienen a mi, mi esposo no me da para ellos” “Quiero darle una buena educación a mis hijos, en un colegio de paga” “Tengo que pagar la hipoteca de la casa” “Acabo de comprar unos artefactos, quizá el próximo mes deje mi trabajo cuando ya no deba nada”

La lista de respuestas es bien extensa, quizá no encajes en ninguna, pero si trabajas tienes una razón legítima e inexcusable, de vez en cuando te duele pensar en los pequeños que no ves sino tarde ya, pero igual tus razones justifican esta tristeza, “ellos ya se acostumbraron”, “no me extrañan, hasta saben hacer solos sus tareas”, son las frases que decimos para aliviar el quebranto y animar el día que ya se acaba, “mañana será otro día” y efectivamente al amanecer y volver con las carreras otra vez se desvanecen los pesares con el trabajo de la madre ejecutiva. Veamos que nos dice el Proverbios trece para animar a estas madres trabajadoras, nos dará pautas para hacer lo mejor y compensar cualquier falla que por falta de tiempo hayamos estropeado.

“Quien habla el bien, del bien se nutre, pero el infiel padece hambre de violencia. El que refrena su lengua protege su vida, pero el ligero de labios provoca su ruina”

Trabajas para dar de comer, buscas el alimento que sacie el hambre y la necesidad de las bocas de tus hijos, pero no olvides que además de hambre de pan, ellos también tienen otras ansias, es decir otras carestías que no sólo se alimentan de pan. Además de tu trabajo, tu boca también alimenta el corazón de ellos, cada palabra que sale de tus labios llenará su alma y formará la persona que él será. No olvides poner freno a tu boca. Si estas tratando de alimentar con buenos alimentos a tu familia pero no has cuidado de poner un custodio en tu boca todo lo que hagas llegar al estómago de ellos se volverá venenoso: –

¡Vengo a la casa cansada y encima tengo que pelear con ustedes!– – ¡No hagan bulla estoy harta de tanto grito!- – “Nadie me pida nada, estoy muerta, mañana me hablan”- Les podrás traer apetitosos potajes, fruto de tu trabajo, pero el alimento que asimilarán mejor no sale de tus bolsillos sino de tu boca.

“El perezoso ambiciona, y nada consigue; el diligente ve cumplidos sus deseos” 13:4.

Completa la siguiente composición que remata el pensamiento del versículo anterior:

“Lo que el malvado teme, ________________; lo que el justo desea, ____________________” 10:24

A veces las madres ejecutivas parecemos gatitos asustados, tenemos miedo a todo: que los niños se enfermen, que se sientan menos que otros, que no se realicen, que tengan baja autoestima, que no sean aceptados, etc. La salida de estos temores se solucionan entonces con mucho trabajo y muchos premios que le den a nuestros pequeños nivel y soltura así no serán menos que nadie. Pero el justo, es decir el que confía en Dios, el que no desconfía del cuidado Divino, el que más bien se deleita en Dios, el que confía que actuará y hará justicia con los que le temen recibirá todos los deseos de su corazón.

“Confía en el Señor y haz el bien, deléitate en el Señor, y él te concederá los deseos de tu corazón. Encomienda al Señor tu camino; confía en él y él actuará”. Salmo 37:4-6.

“La justicia protege al que anda en integridad, pero la maldad arruina al pecador. Hay quien pretende ser rico, y no tiene nada; hay quien parece ser pobre, y todo lo tiene” 13: 7-8

El mejor guardián de la mujer ejecutiva decente es la honradez, pero la envidia trastorna al insaciable. Mujeres ejecutivas y cristianas no olviden que antes de ejecutivas y aún antes de ser madres, son cristianas, su identificación por lo tanto, debe ser la honestidad en todo lo que hacen, no pueden caer en una competencia loca que las haga olvidar que son ante todo ejemplo de virtud y santidad. “Quien nada tiene, a nadie teme, quien dineros no tiene, a solo Dios teme. Quien menos tiene mejor duerme. Al hombre pobre no le salen ladrones”. No pretendas acumular mucho “para mis hijos es todo”, no sea que después veas que no tengas nada.

“La luz de los justos brilla radiante, pero los malvados son como lámpara apagada. El orgullo sólo genera contiendas, pero la sabiduría está con quienes oyen consejos. El dinero mal habido pronto se acaba; quien ahorra, poco a poco se enriquece” 13:9-11

Que alegre es la luz de los honrados, pero la lámpara de los ambiciosos sufre de cortes. Mujer Irreprensible nada teme, no ha robado, no ha mentido ni envidiado, su honradez le da libertad y paz, pero la ejecutiva que necesita mentir para triunfar tendrá sombras, su generación sufrirá de apagones, entonces ¿de qué valió tanto esfuerzo? Fortuna hecha de la nada se encoge, el que reúne poco a poco enriquece, es mejor ser limpio y conquistar por el fruto de mi trabajo que querer llenarme de dinero rápido sin tener celo de Dios.

“La esperanza frustrada aflige al corazón; el deseo cumplido es un árbol de vida”.

Anhelo que tarda entristece al corazón, deseo que se cumple es árbol de vida. El deseo cumplido es dulce a la garganta, al necio le da asco apartarse del mal. Otra vez están en duda nuestros sueños y ambiciones, cuando suspiras por todo lo alto llegas a asquearte de la alternativa menos popular, pero cuidado que no repelas lo que verdaderamente valga la pena por estar cegado con lo vano.

“Quien se burla de la instrucción tendrá su merecido; quien respeta el mandamiento tendrá su recompensa” 13:13.

El que desprecia la orden queda empeñado, el que respeta el mandato queda sin deudas. ¿Estas tratando de pagar todas tus deudasí Esta obligación te hace vivir trabajando y trabajando para subsistir, ¿Estas empeñándote con todos con tal de seguir viviendo tu ideal de vida? Ten cuidado no sea que pagues a todos menos a Dios, respeta el orden que Dios ha establecido y recibirás mejor pago y recompensa.

“La enseñanza de los sabios es fuente vida, y libera de los lazos de la muerte. El buen juicio redunda en aprecio, pero el camino del infiel no cambia. El prudente actúa con cordura, pero el necio se jacta de su necedad. El mensajero malvado se mete en problemas; el enviado confiable aporta la solución” 13:14-17.

La madre ejecutiva que teme a Dios busca meditar en la Palabra Divina, ella tiene que trabajar temprano entonces, se levanta de madrugada para escuchar las recomendaciones de su jefe espiritual. Las enseñanzas aprendidas serán la fuente de provisión para su familia, esta meditación será la guía que los llevará a la verdadera felicidad. El sentido común de ella es famoso, se gana el favor de sus compañeros porque la marca de su testimonio indica cambios constantes, ella actúa con prudencia, se avergüenza de su necedad. Es fiel mensajera, busca remedios en vez de aumentar los problemas, es una funcionaria honrada que bendecirá su lugar de trabajo.

“El que desprecia a la disciplina sufre pobreza y deshonra; el que atiende a la corrección recibe grandes honores. El deseo cumplido endulza el alma, pero el necio detesta alejarse del mal. El que con sabios anda, sabio se vuelve; el que con necios se junta, saldrá mal parado”. 13: 19-21

Miseria y vergüenza para el que rechaza la corrección, el que hace caso del aviso recibirá distinción. Ningún estímulo formará a tu hijito, los regalos no lo hacen más educado, si te sientes aliviada al dar presentes, si crees que eso desagravia tu ausencia, escucha lo que dice Dios sobre la corrección:

“El que atiende a la ___________________ va camino a la vida; el que la rechaza se _____________. 10:17.

“Porque el Señor___________ a los que ama, como corrige un padre a su hijo querido” 3:12

Elige bien a los amigos con quien andas, así como alientas a tus hijos sobre sus amistades, da el ejemplo juntándote con los prudentes.

“Al pecador le persigue el mal, y al justo lo recompensa el bien. El hombre de bien deja herencia a sus nietos; las riquezas del pecador se quedan para los justos” 13:21-22

La desgracia persigue al pecador, a los honrados la paz y el bien, la herencia del bueno queda en su familia, la fortuna del pecador se reserva para el honrado. Si decides hablar mal con tu boca, Mal decir es igual a MALDECIR, pues maldición obtendrás, si no corriges y solo recompensas al hijo testarudo, si te juntas con los peores de tu trabajo, si el afán no te permite darle el mejor tiempo a Dios, si persistes en tu creencia que el sacrificio vale la pena y no corriges tu camino toda la fortuna acumulada no se quedará como herencia de esos hijos, todo irá a parar a manos de aquel que si decidió ser fiel a Dios.

“En el campo del pobre hay abundante comida, pero ésta se pierde donde hay injusticia. No corregir al hijo es no quererlo; amarlo es disciplinarlo. El justo como hasta quedar saciado, pero el malvado se queda con hambre” 13:23-25

Sólo el hombre que teme a Dios dejará una buena herencia a sus hijos, sólo el generoso no agotará sus posesiones, le queda mucho todavía porque Dios recompensa al dador alegre. Todo se pierde en cambio en la casa del avaro, todo se perderá por su injusticia, su pecado será la rotura que hará que se vaya filtrando todo lo obtenido. Hay que tener mesura no sólo en gastar, cuidado con el despilfarro, también hay que saber dar al que no tiene. No escatimes la vara, sobre todo cuando todavía es pequeño y maleable, corrige temprano a tu hijo “quien bien te quiere te hará llorar”. El honrado comerá y dará de comer a su familia con paz y satisfacción, ha tenido, ha repartido, a cuidado de su familia, todos sus negocios andan bien, su generosidad será recompensada por Dios, pero el egoísta que sacrifica todo con tal de ganar, de nada le valdrá su inversión, se perderá y su herencia será sólo llanto y vergüenza, la necesidad de la que quiso huir perseguirá a sus hijos y nada los amparará.

Querida madre ejecutiva, Dios te ha dado este trabajo, ¡Dios te ha bendecido! Pero no olvides ser agradecida con él, se honesta, sé honrada, dale la mejor de tus horas al Padre, dale ese tiempo especial a tus hijos y ellos honrarán tu sacrificio, dale gracias a Dios porque en su Palabra están las claves para que seas una buena madre ejecutiva, entonces a obedecer e imitar a Proverbios 31.

“Se reviste de fuerza y dignidad, y afronta segura el porvenir. Cuando habla, lo hace con sabiduría, cuando instruye, lo hace con amor. Sus hijos se levantan y la felicitan; también su esposo la alaba; Muchas mujeres han realizado proezas, pero tú las superas a todas. La mujer que teme al Señor es digna de alabanza”

Dios las bendiga mis queridas madres ejecutivas, mis queridas mujeres de Dios.

Martha V. de Bardales

Libros Ebooks Cristianos

Sobre Pastor Carlos Vargas Valdez

Es esposo de la mejor mujer, padre de 2 hijos maravillosos, pastor de jóvenes y director de Desafío Joven. En los últimos 12 años ha trabajado con jóvenes, padres y líderes juveniles. Estudio en Rhema Bible Training Center. Su servicio con la palabra de Dios se ha extendido por más de 27 países en 13 idiomas. Es director ejecutivo y consultor de varios ministerios cristianos, desarrollando conferencias, cursos bíblicos, libros, estudios, devocionales, vídeos y recursos para la vida espiritual.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

0 Compartir
Comparte
WhatsApp
Tweet
+1
Pin
Comparte