LA ARMADURA ESPIRITUAL

La Armadura Espiritual – Parte I


Constantemente el discípulo está en guerra. Ya ha experimentado conflictos espirituales en su personalidad entre las fuerzas del bien y las fuerzas del mal. Ha descubierto que no importa cuántas batallas gane, Satanás siempre vuelve a pelear. Recuerda que no es una batalla privada la que está peleando. Tu eres parte del ejército de Dios llamado para derrotar a Satanás y sus fuerza s del mal. Dios da a los creyentes todo lo necesario para la batalla (Efesios 6:10-20). Él quiere que cada creyente se mantenga firme ante los ataques de Satanás y todas sus artimañas en la batalla espiritual. Dios quiere que tu puedas resistir en el día malo, logras la victoria y mantenerse firme despues de la batalla. Él te advierte que la guerra no es contra carne y sangre sino contra potestades, principados, gobernadores de las tinieblas, contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestiales (Efesios 6:12). La forma de lograr la victoria sobre el mal es usando la armadura espiritual mencionada en Efesios 6:10-20: "Verdad, justicia, el evangelio de paz, la fe, la salvación y la Palabra de Dios". Dios compara cada uno de estos recursos espirituales con una parte de la armadura de un soldado romano. Pablo conocía bien la armadura porque posiblemente estaba encadenado a un soldado romano.

Es significativo que Pablo concluya la lista de la armadura espiri tual con una exhortación a la oración: "orar en todo tiempo con toda oración y súplica en el Espíritu". El guerrero espiritual comienza de rodillas. Por medio de la oración este guerrero se viste a sí mismo con la armadura espiritual antes de presentarse al enemigo.

Efesios 6:18 pone de relieve la oración como lugar de combate y hace incapié en:

• orar en toda ocasión;
• orar con todo tipo de oración y específicamente la súplica;
• mantenerse alerta;
• perseverar;
• orar por todos los santos.

Las batallas espirituales comienzan con la oración o rápidamente deben llevarnos a orar. Este es un medio del cual se vale Dios para fortalecernos en su poder. Cuando está vestido con la armadura espiritual, puede esperar la victoria en oración.

El secreto de la victoria es este: Primero, ganar la batalla en oración; luego atacar al enemigo y disfrutar la victoria que Dios ya conquistó. Algunas veces tendrá que hacer más que m archar al campo de batalla, pero tenga la certeza que Dios le garantiza la victoria.

Estás vestido con la protección de la armadura espiritual. El yelmo de la salvación protege su mente, la coraza de la justicia su corazón y voluntad, y el cinturón de la verdad sus emociones. A medida que marchas, tus calzados del evangelio harán que se encuentre listo gracias al evangelio de paz. Con una mano sostiene la espada del Espíritu, que es la Palabra de Dios, y con la otra mano sostiene el Escudo de la fe.

Equipo de colaboradores del Portal de la Iglesia Latina

Libros Ebooks Cristianos

Sobre Pastor Carlos Vargas Valdez

Es esposo de la mejor mujer, padre de 2 hijos maravillosos, pastor de jóvenes y director de Desafío Joven. En los últimos 12 años ha trabajado con jóvenes, padres y líderes juveniles. Estudio en Rhema Bible Training Center. Su servicio con la palabra de Dios se ha extendido por más de 27 países en 13 idiomas. Es director ejecutivo y consultor de varios ministerios cristianos, desarrollando conferencias, cursos bíblicos, libros, estudios, devocionales, vídeos y recursos para la vida espiritual.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

22 Compartir
Comparte22
WhatsApp
Tweet
+1
Pin
Comparte