Reflexiones Cristianas – La Guillotina

Reflexiones Cristianas – La Guillotina


Llevaban a la guillotina a tres hombres. Le preguntaron al primero si quería estar boca arriba o boca abajo cuando le llegara la hora final. El contestó que quería estar boca arriba, para estar mirando al cielo al morir. Levantaron la hoja de la guillotina y la dejaron caer. La hoja cayó velozmente y de repente se detuvo, a unos cuantos centímetros de su cuello.

Las autoridades consideraron esto como una intervención Divina y liberaron al hombre.

Luego, llegó el turno del segundo, quien también decidió morir mirando al cielo, esperando tener la misma suerte del primero. La cuchilla fue levantada nuevamente, y soltada. Cayó velozmente y de pronto se detuvo apenas a centímetros del cuello del segundo hombre, por lo que también fue puesto en libertad.

Seguía el tercero, que era ingeniero mecánico de profesión, quien también optó por morir boca arriba.

Levantaron lentamente la hoja de la guillotina, cuando de repente el ingeniero, viendo un desperfecto en el mecanismo de la guillotina, dijo: “Hey, ya sé porqué no cae la hoja de la guillotina…”

Los verdugos, arreglaron el mecanismo, y el ingeniero fue puesto nuevamente en la guillotina, y esta vez, funcionó perfectamente.

Aun cuando podamos estar ansiosos de compartir con otros lo mucho que sabemos, ¡a veces es mejor no decirlo! A veces nos metemos en problemas por decir algo que debimos callar.

Proverbios 10
13 En los labios del sabio no falta la sabiduría; en la espalda del imprudente no faltan los garrotazos.

14 El sabio sabe callar; el tonto habla y causa problemas.

19 Hablar mucho es de tontos; saber callar es de sabios.

Libros Ebooks Cristianos

Sobre Pastor Carlos Vargas Valdez

Es esposo de la mejor mujer, padre de 2 hijos maravillosos, pastor de jóvenes y director de Desafío Joven. En los últimos 12 años ha trabajado con jóvenes, padres y líderes juveniles. Estudio en Rhema Bible Training Center. Su servicio con la palabra de Dios se ha extendido por más de 27 países en 13 idiomas. Es director ejecutivo y consultor de varios ministerios cristianos, desarrollando conferencias, cursos bíblicos, libros, estudios, devocionales, vídeos y recursos para la vida espiritual.

2 comentarios

  1. Me gusto esta reflexion, debemos andar en sabiduria aprovechando las bendiciones que nos brinda Dios, sin verle alguna explicaion logica

  2. Primeiramente queria agradecer mais uma vez e dizer que todas as reflexões me ensinam muito !!!
    Por quantas vezes não detemos o que falamos ? Por quantas vezes falamos por impulso pensando estar agradando e fazendo o melhor! Somos reflexo do que falamos e acreditamos e a compulsão por falar demais nos trás grandes problemas !
    Essa ilustração retrata bem sobre isso, o querer falar de mais e falar parar ” parecer” que sabe mais ainda, pode trazer em nossas vidas consequências muito ruins. Dessa forma andemos freiando nossas palavras conduzidos pela sabedoria de Deus e atentos para o que falemos, pois assim estaremos poupando não somente “nossa cabeça” pelo impulso mas também poupando de matar pessoas pelo simples fato de falar !

    Que Deus abençoe a você e obrigado sempre por me ensinar !

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

7 Compartir
Comparte7
WhatsApp
Tweet
+1
Pin
Comparte