MENSAJES CRISTIANOS – LA ADICIÓN

mensajes-adicionMENSAJES – LA ADICION

“Una noche el Señor le dijo a Pablo en una visión: No tengas miedo; sigue hablando y no te calles.” Hechos 18:9

El sufijo A significa sin. Implica carencia o falta. Dicción significa hablar, expresar o comunicar. Por ende, adicción significa sin dicción, sin hablar, sin comunicar. Es notable la profundidad de la palabra que hoy está en todos los noticieros y diarios. Se habla de la adicción a las drogas como un flagelo que no tiene solución. No se puede detener el avance del consumo y cada vez son más jóvenes quienes se inician en este camino de difícil retorno.

Escuché a muchos especialistas hablar del tema. Pero ninguno dijo esta gran verdad que escuché en un taller: La sustancia que te tiene cautivo y que te genera dependencia no es el problema, es solo el síntoma del problema.

La droga no es el problema del adicto. Es solo una manera que tiene para tratar de evadir la realidad que lo angustia. Lo lamentable y que genera aún más consumo es que cuando se va el efecto de la droga, el problema sigue estando, y eso lo hace aún más terrible. Hay una condición que se repite en la mayoría de estos casos. Aquellos que son seducidos por alguna droga, tienen por lo general uno o más problemas graves y no hablan de ello. Guardan silencio, por eso son adictos. No pueden resolver el problema que no hablan y en consecuencia, apelan a algún paliativo disponible para encontrar algo de respiro.

El problema de las drogas o del exceso de alcohol o del cigarrillo o la pornografía o la adicción que sea, no es el mayor problema. Es solo la consecuencia. El verdadero problema es el que se oculta y no se habla.

Dios sabía esto, por eso le recomienda a Pablo que no se calle, aunque tenga miedo. Y le pide que siga hablando. El miedo, la angustia o la soledad te silencian, y te vuelven un adicto. No hablás y eso te termina matando.

¿Cuál es tu adicción hoy? ¿Qué cosa no podés dejar? Dios te recomienda que empieces a hablar. Que busques alguien de confianza para poder contarle que es lo que te está pasando. Alguien que pueda escuchar tu dificultad. Tal vez no pueda darte ninguna solución, pero siempre hablar alivia.

REFLEXIÓN — No te vuelvas un adicto: hablá.

Un gran abrazo y bendiciones

Dany

Libros Ebooks Cristianos

Sobre Pastor Carlos Vargas Valdez

Es esposo de la mejor mujer, padre de 2 hijos maravillosos, pastor de jóvenes y director de Desafío Joven. En los últimos 12 años ha trabajado con jóvenes, padres y líderes juveniles. Estudio en Rhema Bible Training Center. Su servicio con la palabra de Dios se ha extendido por más de 27 países en 13 idiomas. Es director ejecutivo y consultor de varios ministerios cristianos, desarrollando conferencias, cursos bíblicos, libros, estudios, devocionales, vídeos y recursos para la vida espiritual.

4 comentarios

  1. Gracias po tuexplicacion,pero mi hijo esta metido en esto como lo ayudo,realmente estoy desesperada.

  2. Mary Rodríguez

    Respuesta para mensaje “LA ADICIÓN”
    Leo siempre Devocionales Cristianos, y son de gran inspiración, pero aunque sé que la intención fue buena es dable aclarar que las palabras adición y adicción tienen raíces distintas y significan cosas diferentes. La primera significa sumar y la segunda depender por lo cual la analogía de la que hacés uso no es correcta. Esto no es una crítica solo creo que para el Señor debemos dar lo mejor, y todo lo que sea posible de mejorar debemos hacerlo porque el para Él.
    Espero no haberte molestado con el comentario. Mi única intensión es que quienes lean estos mensajes, sobre todo si no conocen al Señor lo tomen en serio; y éste o se vea desvirtuado. Bendiciones y sigue siendo de bendición para otros.

  3. HNO: DANY , Dios te siga llenando de Sabiduria de lo Alto cada Dia !! Bendiciones a ti y a tu familia

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

9 Compartir
Comparte9
WhatsApp
Tweet
+1
Pin
Comparte