Inicio / Cristianos / Devocional Cristiano – Cómo vivir la vida cristiana: con amor

Devocional Cristiano – Cómo vivir la vida cristiana: con amor

Devocional Cristiano – Cómo vivir la vida cristiana: con amor

¡Que difícil es amar a quien te rechaza tanto! Es como leí hoy en mi devocional basado en Amos 5:19, amas a alguien y de pronto tienes que huir de él porque se convierte en un león que busca devorarte, estás escapando y de la nada te sale un oso que se te viene encima para lastimarte, vas a tu propia casa, donde crees que hay seguridad, buscas apoyo en los tuyos y de pronto te muerden cual serpiente venenosa, ¿Qué está pasando? ¿Será que no sabemos amar?

En la vida cristiana el tema del amor es un mandamiento, pero Dios no nos deja solos nunca y más bien nos enseña como amar de manera segura y completa para que no te sientas defraudado y sin ganas de seguir amando. Tenemos una gran deuda hermanos, debemos amar a nuestro prójimo, esta es la deuda que nunca se termina de pagar, no importa lo que uno haya amado, todavía tiene la obligación de seguir amando.

Como les decía al empezar esta meditación, a veces es frustrante este tema de dar cariño a la gente y ser mal interpretado, por eso Pablo, el apóstol, que más de una vez tuvo que ser su propio abogado, nos enseña trece comportamientos que como cristianos debemos adoptar comenzando con amar.

El ágape genuino es amor sin egoísmo. Es el amor que quiere lo mejor para el ser querido. Sin embargo, mucho de lo que el mundo llama amor es sólo amor propio. Es difícil reconocer esta verdad sin pecar de parecer un completo resentido, pero la mayoría de personas han aprendido a decir que aman cuando en realidad fingen tener un amor que de verdad no poseen. Por ejemplo, el amor egoísta es parecido al amor romántico pues este se orienta hacia cumplir necesidades personales (sexo, seguridad, realización personal, etcétera), en vez de cumplir las necesidades de la otra persona. Considera un vendedor que finge interés por una familia solamente para ganar su confianza y poder vender un producto, así es el interés que algunos llaman “amor”. Pablo incluye amor entre los trece comportamientos deseables que debe tener un cristiano, situándolo más que primero entre iguales. Amor prepara el tono para los otros doce comportamientos que nacen del amor –expresiones naturales de amor – es decir, son las maneras en que el amor se demuestra verdaderamente, y no una versión falsa:

1. El amor debe ser sincero. Pablo utiliza la palabra anupokritos que significa genuino, legítimo, verdadero, que es lo contrario a hypokritos, de donde viene la palabra hipócrita, quien era un actor que se escondía tras una máscara para expresar sentimientos escritos en un manuscrito y no en el corazón. El amor que expreses debe ser sincero, no es una mera emoción sino amor en acción. ¡Ama de verdad!

2. Aborrezcan el mal. “aborreciendo (apostugountes) lo malo”. Apostugountes es una palabra fuerte para expresar disgusto o aborrecimiento, o tener miedo de algo. La respuesta apropiada cristiana contra la maldad no es solo evitarla, pero también quedar repelado por ella, nuestra única convicción contra el pecado se encuentra en nuestro rechazo hacia él. Lamentablemente, en esta familiaridad con una sociedad disminuida por las fuerzas de Satanás, éste ha logrado que muchos creyentes tomen una posición de tolerancia general hacia cualquier comportamiento extraviado que aparece en el momento. Si hemos de “aborrecer lo malo,” debemos practicar las disciplinas espirituales de leer, orar, y vivir en comunidad cristiana, sólo la claridad de la comunión de Dios nos vacuna para no dar lugar al pecado en nuestras vidas. “Aborrecer lo malo” requiere una renovación diaria de fe para discernir bien donde se encuentra la línea entre el bien y el mal. Debemos aborrecer el pecado al mismo tiempo que amamos al pecador, esto es algo difícil de equilibrar, pero, aborrecer lo malo es una de las maneras en que mostramos amor genuino. Odiamos lo malo porque tiene la capacidad de destruir al ser querido.

3. Aférrate al bien. Aférrate (kollomenoi) a lo bueno” Kollao es una palabra griega que significa unir o pegar y es la palabra de donde viene nuestra palabra colágeno, la proteína fibrosa que se encuentra en huesos, piel, tendones, y cartílagos. Lo que Pablo dice es que nos unamos a lo bueno, es decir, que nos unamos inseparablemente a lo compasivo, así como tendones unen hueso y músculo. Cuando nos lastimamos un tendón y desconectamos hueso de músculo, la herida es físicamente muy dolorosa. También lo es cualquier ruptura espiritual de nuestro lazo a lo justo.

4. Ámense los unos a los otros con amor fraternal. Ámense los unos a los otros con indulgencia profunda. Aquí Pablo pasa de la palabra ágape a las palabras storge y philos. Storge es griego para amor de familia y philos es griego para amor fraterno. Entonces, en su solicitud pidiéndonos que nos amemos unos a otros, Pablo no se detiene y utiliza todas las palabras griegas para amor (excepto eros, amor sexual). El amor fraternal debe reemplaza el juicio y el menosprecio, menoscabos que muchas veces envenenó las relaciones entre las congregaciones, donde Pablo estuvo. El Amor familiar es un amor especial, porque la familia es especial, los miembros de una familia saludable conocen bien los defectos de cada integrante, pero se aman de todos modos, una familia saludable es un lugar donde los miembros pueden hablar francamente de sus preocupaciones más íntimas, y cuando surgen problemas, ella debe ser el refugio y una fuerza espiritual, así también los cristianos somos miembros de un organismo espiritual debemos darnos apoyo los lo unos a los otros.

5. Respetándose y honrándose mutuamente. Cuando falta amor, a veces queremos ser más que los demás y sentir que ganamos cuando ellos pierden. Queremos competir y derrotar para ganar el premio, como quitar el ascenso. Queremos ganar, en parte para poder sentirnos mejor y, en parte, para que la gente nos admire. En el fondo, todo comportamiento ambicioso es muchas veces un intento de ganar aprobación y así sentirnos valorados y amados. Pero la ambición divide a la gente. Pablo nos pide una ambición diferente: respétense y hónrense, quiere decir fíjate en la necesidad que tiene tu hermano y trata de ayudarle a cumplir su vacío porque él necesita aprobación, es como facilitar la victoria de otra persona, en lenguaje deportivo diríamos dar el pase en lugar de meter un gol.

6. Nunca dejen de ser diligentes. Esto es un reto para los que somos pastores y para todos los siervos cristianos. Has escuchado el dicho que dice “el trabajo de una mujer no tiene fin,” y es verdad. También es verdad que el trabajo de un siervo de Dios no tiene fin. Siempre hay más trabajo que hacer en la iglesia que las manos dispuestas a hacerlo. Los que están dispuestos a trabajar siempre están en peligro de desanimarse y quedarse agotados por sus esfuerzos y la falta de resultados. Debemos mantenernos en guardia sin agotarnos. Aunque no existe ninguna prevención segura contra quedar agotados, sí hay ciertos principios que aplican: Primero es reconocer la importancia de la misión, nuestra obra es de vida o muerte, es más fácil aceptar nuestros sacrificios cuando sabemos que estamos involucrados en salvar vidas. Segundo es reconocer la importancia de nuestra salud para tener la disciplina necesaria y tomar tiempo para familia, recreación, comer bien, dormir, hacer ejercicio, y orar. Tercero es reconocer que solo podemos hacer parte del trabajo, plantar o regar y que no es “sino Dios, que da el crecimiento” (1 Corintios 3:7). Debemos recordar que Dios obra tras el telón de una manera que no entenderemos hasta el día que le veamos cara a cara. Ese día, Dios nos mostrará los frutos de nuestros pequeños esfuerzos, frutos que nunca nos hubiéramos imaginado. Entonces, aprenderemos que nuestras vidas comunes y corrientes, por la gracia de Dios, fueron extraordinariamente importantes.

7. Antes bien, sirvan al Señor con el fervor que da el Espíritu. Ardientes en espíritu; sirviendo al Señor. Douleuo habla de un servicio parecido a la esclavitud, un servicio logrado bajo cautividad. Como cristianos, servimos bajo obligación, pero con gratitud y verdadero gozo.

8. Alégrense en la esperanza, muestren paciencia en el sufrimiento, perseveren en la oración.

9. Ayuden a los hermanos necesitados. Practiquen la hospitalidad. He tenido el honor de ser hospedada por ángeles en diversas partes del mundo, pero también Dios me ha concedido el honor de hospedar a sus ángeles, en ambos casos he recibido mucha bendición, no pierdas la oportunidad de bendecir a siervos de Dios.

10. Bendigan a quienes los persigan; bendigan y no maldigan. Maldecir es criticar, hablar despectivamente, denigrar, calumniar y levantar rumor, deja de hacer esto, mejor bendice y ora pidiéndole a Dios que bendiga a los que te calumnian.

11. Alégrense con los que están alegres; lloren con los que lloran.

12. Vivan en armonía los unos con los otros. No sean arrogantes, sino háganse solidarios con los humildes. No se crean los únicos que saben.Mucho cuidado con el orgullo espiritual, Dios hace hablar hasta los burros, y si se trata de corregirte puede usar a quien él quiera.

13. No paguen a nadie mal por mal. Procuren hacer lo bueno delante de todos. Si es posible, y en cuanto dependa de ustedes, vivan en paz con todos.

14. No tomen venganza, hermanos míos, sino dejen el castigo en las manos de Dios, porque está escrito: Mía es la venganza; yo pagaré, dice el Señor. Antes bien, Si tu enemigo tiene hambre, dale de comer; si tiene sed, dale de beber. Actuando así, harás que se avergüence de su conducta. No te dejes vencer por el mal; al contrario, vence el mal con el bien. Romanos 12:9-21.

Por : Pastora Martha Bardales

Acerca de Pastor Carlos Vargas Valdez

Es esposo de la mejor mujer, padre del hijo más sabio, pastor de jóvenes y director de Desafío Joven. En los últimos 12 años ha trabajado con jóvenes, padres y líderes juveniles. Estudio en Rhema Bible Training Center. Su trabajo con la palabra de Dios y con jóvenes se ha extendido por más de 27 países en 13 idiomas a millones de personas, siendo director ejecutivo de varios ministerios cristianos, desarrollando conferencias, cursos bíblicos, libros, estudios, devocionales, vídeos y recursos para la vida espiritual.

Un comentario

  1. martha domínguez aguilar

    DIOS LE BENDIGA HERMANO CARLOS, DESDE VERACRUZ LE MANDAMOS UN SALUDO EN EL AMOR DEL SEÑOR. ME ACERCO A USTED PARA PEDIR UNA AYUDA PARA UN HERMANO QUE APENAS COMIENZA EN EL CAMINO DEL SEÑOR ESTA PASANDO POR UNA PRUEBA MUY DIFICIL ECONOMICAMENTE, Y LAS PERSONAS QUE ANTERIORMENTE HABIA AYUDADO Y AHORA QUE SABEN QUE ESTA BUSCANDO A DIOS NO LO ESTAN AYUDANDO. EL HERMANO PATRICK, FUE A DUBAY A COMPRAR MERCANCIA Y ESTANDO HAYA LE ROBARON TODO SU DINERO QUE ESTABA DESTINADO PARA QUE LE ENVIARAN SU MERCANCIA, AHORA EL HERMANO PATRICK NO PUEDE SALIR DE DUBAY Y NOS PIDE AYUDA CON UNA OFRENDA DE AMOR SI LE PODEMOS ENVIAR PATRICK WILLIAM DUBAY, EMIRATOS ARABES UNIDOS A WESTERM UNION SU CORREO ES P.william12345@yahoo.com telf. +447982415660 DIOS LE BENDIGA HERMANO CARLOS POR SU APOYO POR PERMITIRNOS ESCRIBIRLE POR ESTE MEDIO, DIOS LE SIGA BENDICIENDO.

Deja un comentario

Tu email no será publicado. Campos requeridos están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>