Eres Leche o eres Jamón ?

Eres Leche o eres Jamón ?

“Porque para mí el vivir es Cristo y el morir es ganancia.” Filipenses 1:21 (NVI) ¿Cuál es la diferencia entre el queso y el jamón? Es un clásico en argentina el sándwich de jamón y queso. A mi me encantan. Escuchaba a un amigo, hablando en la iglesia, quien hizo un comentario sobre el libro de Marcos Witt quien escribe sobre esto y mi mente voló a esta rica comida, para entender que a pesar del gusto, estos elementos se diferencian. Todos los cristianos sabemos que Dios demanda obediencia y santidad. Y que este pedido de Dios no puede ser condicionado por las circunstancias que nos rodean, nuestro estado de ánimo, los éxitos o los fracasos que tengamos, o por nuestra buena intención. Son pedidos absolutos. Pero a pesar de saber esto, a veces no lo llevamos a la práctica. Conocemos la teoría, sabemos que es lo que Dios demanda de nosotros, teorizamos sobre los pedidos divinos, pero no los cumplimos. Señalamos el error del otro, pero no nos hacemos cargo de nuestras desobediencias. ¿Por qué? La repuesta la tienen el queso y el jamón (en el magistral ejemplo de Marcos Witt). ¿De dónde sale el queso? De la leche. ¿Y de donde sale la leche? De la vaca. Cada mañana el tambero ordeña a la vaca quien da leche. Se procesa y se fabrica el delicioso queso. La vaca entrega diariamente su leche para poder tener queso. ¿De dónde sale el jamón? Del costado del chancho. Este hace un único y total sacrificio y da su vida (o se la sacan), para poder entregar el jamón. No hay medias tintas, no hay reservas. El chancho da la vida en cada jamón. No se guarda nada. Es la diferencia en las preferencias de los cristianos. Algunos son cristianos leche. Dan lo que pueden, pero no se comprometen. Dan hasta donde tienen, pero no dan más. Es cierto que dan, y que son generosos. Pero no alcanza. Para Dios no alcanza. Algunos cristianos son cristianos jamón. Dan todo, dejan la vida. Y como Pablo, no se guardan nada. La única elección posible en sus vidas es agradar a Dios. Su única pasión es que Dios se sienta orgulloso de ellos. Para las personas, desperdician su vida. Pero para Dios la ganan. ¿Cuál es hoy tu preferencia? REFLEXIÓN ¿Eres leche o eres jamón? Un gran abrazo y bendiciones Dany

Libros Ebooks Cristianos

Sobre Pastor Carlos Vargas Valdez

Es esposo de la mejor mujer, padre de 2 hijos maravillosos, pastor de jóvenes y director de Desafío Joven. En los últimos 12 años ha trabajado con jóvenes, padres y líderes juveniles. Estudio en Rhema Bible Training Center. Su servicio con la palabra de Dios se ha extendido por más de 27 países en 13 idiomas. Es director ejecutivo y consultor de varios ministerios cristianos, desarrollando conferencias, cursos bíblicos, libros, estudios, devocionales, vídeos y recursos para la vida espiritual.

5 comentarios

  1. FRANCISCO DE LA CRUZ OLAN

    empiecen con el queso y terminen con el jamón; disfruten el fin de semana con la familia.   

  2. FRANCISCO DE LA CRUZ OLAN

    empiecen con el queso y terminen con el jamón; disfruten el fin de semana con la familia.   

  3. Lissette osorio

    cada dia se lo entrego a DIOS y si me caigo me levanto por que nuestros SEÑOR JESUS siempre esta hay conmigo dandome fuerzas yo tengo un angel a mi corgo DIOS me lo dio para encaminar mi vida ha sido muy duro pero no excede mi capacidad por que siempre mi señor renueva mis fuerzas att: lissette osorio

  4. Lissette osorio

    cada dia se lo entrego a DIOS y si me caigo me levanto por que nuestros SEÑOR JESUS siempre esta hay conmigo dandome fuerzas yo tengo un angel a mi corgo DIOS me lo dio para encaminar mi vida ha sido muy duro pero no excede mi capacidad por que siempre mi señor renueva mis fuerzas att: lissette osorio

  5. Rosaura García

    Que Dios Bendiga a todos aquellos que se preocupan por hacernos ver las falencia que tenemos en nuestra vida espiritual, pues por lo general estamos creyendo que lo que hacemos es suficientes para ser consentidos de Dios  pero realmente al ver esta reflexión termia uno dandose cuenta que no se ha hecho mayor cosa para agradar a Dios. Uno de mis deseos es que Dios diga de mi lo que dijo de Jesus cuando fue bautizado “ESTE ES MI HIJO AMADO EN QUIEN TENGO COMPLACENCIA”, pero esta reflexión me deja ver que estoy muy lejos de que Dios diga eso de mi, no quiero decir con esto que no seguire en la lucha, mi lucha seguira 

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

249 Compartir
Comparte247
WhatsApp
Tweet
+12
Pin
Comparte