Pregunte a Dios y no a los hombres

Pregunte a Dios y no a los hombres

Clama a mí, y yo te responderé, y te enseñaré cosas grandes y ocultas que tú no conoces. – Jeremías 33:3

¿A quién acude usted cuando necesita ayuda, cuando necesita respuesta a una pregunta importante? ¿Le pregunta primero a Diosí

Muchos creyentes no lo hacen. Se la pasan retorciéndose las manos y hablando uno con el otro todo el día. Le preguntan al pastor, les preguntan a los amigos o le preguntan al cónyuge. Pero, ¿le preguntan a Diosí No.

No cometa usted ese error, sino que siga el ejemplo del rey David. En 1 Crónicas 14, la Biblia nos dice que él estaba a punto de entrar en batalla contra los poderosos filisteos que habían salido TODOS contra él. La nación filistea había sido enemiga de Israel por años. David quizá pudo haber adivinado que Dios le diría que fuera a la batalla contra ellos. Pero él no se puso a adivinar, sino que fue delante del Señor y consultó con Él, diciendo: “¿Subiré contra los filisteosí ¿Los entregarás en mi mano? Y Jehová le dijo: Sube, porque yo los entregaré en tus manos”.

No dependa de las suposiciones. Cuando usted se enfrente a un problema, busque al Señor por medio de la Palabra y en oración, y pregúntele cuál es la solución. No importa cuántos pasajes bíblicos usted aprenda, no importa cuán plenamente entienda quién es en Jesucristo, usted nunca estará exento de buscar a Dios.

Vaya al Señor y conozca exactamente lo que Él quiere que haga. No decida actuar por sí solo para luego pedirle a Dios que bendiga sus planes. Vaya a Él y diga: “Señor, ¿cuáles son tus planesí” Sus planes ya están bendecidos; si usted los sigue, su victoria está garantizada.

1 Crónicas 14:8-17

14:8 Oyendo los filisteos que David había sido ungido rey sobre todo Israel, subieron todos los filisteos en busca de David. Y cuando David lo oyó, salió contra ellos.
14:9 Y vinieron los filisteos, y se extendieron por el valle de Refaim.
14:10 Entonces David consultó a Dios, diciendo: ¿Subiré contra los filisteosí ¿Los entregarás en mi mano? Y Jehová le dijo: Sube, porque yo los entregaré en tus manos.
14:11 Subieron, pues, a Baal-perazim, y allí los derrotó David. Dijo luego David: Dios rompió mis enemigos por mi mano, como se rompen las aguas. Por esto llamaron el nombre de aquel lugar Baal-perazim.
14:12 Y dejaron allí sus dioses, y David dijo que los quemasen.
14:13 Y volviendo los filisteos a extenderse por el valle,
14:14 David volvió a consultar a Dios, y Dios le dijo: No subas tras ellos, sino rodéalos, para venir a ellos por delante de las balsameras.
14:15 Y así que oigas venir un estruendo por las copas de las balsameras, sal luego a la batalla, porque Dios saldrá delante de ti y herirá el ejército de los filisteos.
14:16 Hizo, pues, David como Dios le mandó, y derrotaron al ejército de los filisteos desde Gabaón hasta Gezer.
14:17 Y la fama de David fue divulgada por todas aquellas tierras; y Jehová puso el temor de David sobre todas las naciones.

Kenneth Copeland

Libros Ebooks Cristianos

Sobre Cristianos

Ministerios Devocionales Cristianos.org – llevando y ministrando la palabra de Dios desde 1999. Misión Alcanzar a cada persona en el mundo con un mensaje de Dios por medio de una palabra escrita en Devocionales y Estudios Biblícos diarios. Comunicar a todo hombre y mujer que JESUCRISTO es el Rey de Reyes y Señor de Señores y viene otra vez.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

449 Compartir
Comparte437
WhatsApp
Tweet
+111
Pin1
Comparte