Jóvenes Cristianos – El Mito de la Modelo

Jóvenes – El Mito de la Modelo

Catherine es tan hermosa que parece una modelo sacada de las páginas de una revista Vogue o Cosmopolitan. Con su esbelta figura es ideal para vestir un traje de noche. Su elegancia y encanto la harían una persona muy agradable en las fiestas de alcurnia. Y entonces, ¿qué está haciendo en la alcantarilla?

Catherine (Linda Hamilton), de la pasada serie de televisión «La Bella y la Bestia», frecuentaba los túneles abandonados del metro subterráneo donde vivía Vincent, hombre-bestia actuado por Ron Perlmann. Sí, ya sé que es una vieja historia con un nuevo giro. Lo que quiero saber es, ¿qué le ve ella a él? Es decir. Aquí está una guapísima chica, sacada de una portada de revista, y enamorada y de un tipo que parece un león y vive en el subterráneo. ¡Qué onda!

Claro, esta es la trama de la serie. Catherine siente atracción por Vincent no por su apariencia física, sino a pesar de ella. Está enamorada del hombre que existe tras esa apariencia. Lo ama por su sensibilidad y compasión… y quizás por su voz cautivante. Parte del encanto de la serie es que ese amor es muy raro y muy poco común.

Eso se debe a que muchos de nosotros hemos entrado a la onda del mito de la modelo. Llegamos a creer que el físico lo es todo, que si una chica no luce como Shakira o un chico no es como Jason Statham, entonces no son atractivos. Pero eso es un mito.

Constantemente la televisión, revistas, películas y videos nos llenan la cabeza con esta imagen prefabricada de lo que es bonito y de lo que no lo es. La máquina de los medios también nos presenta la idea de que belleza es igual a felicidad. Ahora entiéndanme esto. No quiere decir que los cristianos estén obligados a ser feos. Pero no estamos obligados a vernos como los modelos de los comerciales.

Necesitamos entender que la belleza es mucho más que tener una figura bonita, un atractivo físico, grandes bíceps y ojos azules. La belleza es el resultado de las actitudes y disposiciones de una persona. Dios escogió a David para ser rey de Israel, no por su apariencia física y atributos: «… porque Jehová no mira lo que mira el hombre», dice la Biblia, «pues el hombre mira lo que está delante de sus ojos, pero Jehová mira el corazón» (1 Samuel 16.7).

Muchas veces, la belleza, como el mundo la define, no es una bendición. Tan increíble como parezca, algunas veces la belleza es la bestia que lleva a una chica a la depresión o la bestia que le roba a un chico su autoestima. Hay mucha gente «hermosa» que está sola, insegura y vacía.

La verdad es que, si está buscando la felicidad en el color de tu cabello o en tu ropa, vas a estar totalmente desilusionado. La ropa es importante, pero hay que aprender a ver más allá del reflejo del espejo. El que una persona te caiga bien o no, debe ir mucho más allá de lo que puedes ver físicamente en esa persona.

Ejercicio.

Desarrolla tu capacidad para enfrentar el mito de la modelo con este ejercicio:

Constantemente la Biblia dice lo que nos lleva hacia la felicidad. Lee los siguientes versículos y anota las llaves a la felicidad que se mencionan. Anótalas en los espacios provistos. Después marca los que dependen de características físicas.

Salmo 144.15. ______________________________________________

Salmo 32.1. ________________________________________________

Proverbios 3:13. _____________________________________________

Proverbios 14:21. ____________________________________________

Proverbios 16.20. ____________________________________________

Lucas 11.28. ________________________________________________

1 Pedro 3.14. _______________________________________________

Extracto del libro “No Dejes Tu Cerebro en la Puerta”

Por J. McDowell y B. Hostetler

Libros Ebooks Cristianos

Sobre Cristianos

Ministerios Devocionales Cristianos.org - llevando y ministrando la palabra de Dios desde 1999. Misión Alcanzar a cada persona en el mundo con un mensaje de Dios por medio de una palabra escrita en Devocionales y Estudios Biblícos diarios. Comunicar a todo hombre y mujer que JESUCRISTO es el Rey de Reyes y Señor de Señores y viene otra vez.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

124 Compartir
Comparte124
WhatsApp
Tweet
+1
Pin
Comparte