Home / Cristianos / ¿Podemos Saber que Somos Salvos?

¿Podemos Saber que Somos Salvos?

¿Podemos saber que somos salvos?

Hch. 16:31 Ellos dijeron: Cree en el Señor Jesús, y serás salvo…

Jn. 1:12-13 Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en Su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios; los cuales … son engendrados … de Dios.

Entre los cristianos de hoy existen muchos puntos de vista acerca de la salvación. Algunos piensan que hoy es imposible saber con certeza si somos salvos, e incluso hay otros que creen que podemos perder la salvación después de haberla recibido. Sin embargo, la Biblia nos muestra que nuestra salvación no es un asunto sujeto a especulación ni incertidumbre. Por el contrario, es algo que se puede confirmar con toda certeza y saber con plena seguridad.

Recibimos la salvación en el momento en que creímos

Muchas personas consideran que creer es algo que sucede en el presente y que recibir la salvación es un hecho que sucederá en el futuro, es decir, que el hombre que cree hoy será salvo en el futuro. Sin embargo, la Biblia nos dice de una manera clara y definitiva que el hombre es salvo en el momento en que cree (Hch. 16:31; Ro. 10:10). No dice que él será salvo en el futuro, sino que ya es salvo hoy. El es salvo en el mismo momento en que cree. La salvación ocurre inmediatamente después de creer; no hay ningún lapso de tiempo entre estos dos hechos.

Redimidos

En el momento en que una persona cree, es salva. La Biblia revela claramente que cuando una persona cree, sus pecados le son perdonados (Hch. 10:43; 1 Jn. 2:12), es libertada (Jn. 3:18; Gá. 3:13), lavada (1 Co. 6:11; Hch. 15:9), santificada (1 Co. 6:11; Hch. 26:18), justificada (Ro. 5:1; 3:28, 30; Gá. 3:8, 24; Hch. 13:39) y reconciliada con Dios (Ro. 5:10). Por lo tanto, cuando creemos, somos redimidos y somos salvos.

Regenerados

Tan pronto una persona cree, no sólo es redimida sino también regenerada. Juan 1:12 afirma claramente que aquel que cree en el Señor es nacido de Dios y llega a ser un hijo de Dios. Por consiguiente, siempre que un hombre cree en el Señor Jesús, es regenerado, en otras palabras, es salvo.

Pasamos de muerte a vida

En el momento en que una persona cree, ella pasa de muerte a vida. Juan 3:16 y 5:24 nos dicen que todo aquel que cree, tiene vida eterna y no estará sujeto a juicio ni perecerá, puesto que ha pasado de muerte a vida. Por tanto, si creemos, tenemos vida eterna y ya no estamos sujetos a condenación ni a juicio, pues hemos pasado de muerte a vida Los tres puntos enumerados anteriormente, prueban claramente que sólo necesitamos creer para ser inmediatamente salvos.

La certeza de la salvación

Si usted ha recibido a Cristo recientemente, es posible que haya tenido momentos en los que haya dudado si su experiencia fue verdadera, y se haya preguntado si realmente fue salvo. Si un nuevo creyente no tiene la certeza de que es salvo, carecerá de un cimiento sólido y le será difícil crecer y experimentar las realidades profundas de la vida cristiana. Sin embargo, la Biblia afirma que sí podemos saber con plena certeza que somos salvos. ¿cómo podemos obtener esta certeza?

Leamos 1 Juan 5:13:

Estas cosas os he escrito a vosotros los que creéis en el nombre del Hijo de Dios, para que sepáis que tenéis vida eterna.14

¡Hermanos! la Biblia no dice:

Os he comunicado este sentimiento de felicidad a vosotros que creéis en el nombre del Hijo de Dios, para que sepáis que tenéis vida eterna.

Si la Biblia hubiera sido escrita de esta manera, entonces uno no podría ser salvo si no siente nada. Pero lo que la Biblia dice es: Estas cosas os he escrito a vosotros  para que sepáis que tenéis vida eterna (1 Jn. 5:13). No dice: para que penséis, ni dice: “para que tengáis la esperanza”, sino que dice: “para que sepáis”.

No tenemos que esperar hasta el día de nuestra muerte para saber si somos salvos o no; podemos gozar de esta certeza hoy.

Witness Lee. Living Stream Ministry

¡¡¡Jesús es el Señor!!!

Libros Ebooks Cristianos

Sobre Pastor Carlos Vargas Valdez

Es esposo de la mejor mujer, padre de 2 hijos maravillosos, pastor de jóvenes y director de Desafío Joven. En los últimos 12 años ha trabajado con jóvenes, padres y líderes juveniles. Estudio en Rhema Bible Training Center. Su servicio con la palabra de Dios se ha extendido por más de 27 países en 13 idiomas. Es director ejecutivo y consultor de varios ministerios cristianos, desarrollando conferencias, cursos bíblicos, libros, estudios, devocionales, vídeos y recursos para la vida espiritual.

Un comentario

  1. Es posible que si pecamos despues de haber recibido la salvacion la podemos perder, pero Dios mismo nos da la posibilidad de recuperarla, si leemos 1ra de Juan Capitulo 1 verciculos 9 y 10, Si nos arrepentimos y confesamos nuestros pecados Dios es bueno y justo y nos limpia de todo pecado y de toda maldad, por tanto estar en vela significa en estar confesando todos los dias nuestros pecados y pidiendole a Dios en el nombre de Jesus que nos perdone, no importa el pecado que sea, porque donde abunda el pecado sobre abunda la gracia.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Comparte68
WhatsApp
Tweet
+16
Pin
74 Compartir