El contentamiento en la Biblia

contentamiento-bibliaEl contentamiento en la Biblia

“…CON ESO ESTAREMOS CONTENTOS” (1 Timoteo 6:8 LBLA)

El contentamiento no es algo que se encuentra en un determinado lugar, sino el progreso diario al dirigirte a ese lugar. Y aunque te desvíes del camino de vez en cuando, seguirás disfrutando del paisaje a lo largo del rodeo. Dijo Pablo: “No lo digo porque tenga escasez, pues he aprendido a contentarme, cualquiera que sea mi situación” (Filipenses 4:11). El apóstol había aprendido a no dejar que sus carencias le hicieran pasar por alto sus bendiciones. ¿Cómo se consigue el contentamiento? Con tres actitudes:

1) Procúralo. Elígelo a diario. Llega al convencimiento de que tener más cosas materiales no te va a hacer más feliz. A veces el contentamiento te llevará a simplificar tu vida. Benjamin Franklin afirmó: “El contentamiento hace ricos a los pobres; la falta de este, hace pobres a los ricos.”

2) Exprésalo. Sé capaz de decir: ‘Tengo lo suficiente.’ No quieras aprovecharte de todo lo que te ofrece la vida; frénate. Toma esa paga extra inesperada y en lugar de decidir en qué gastarla, di: ‘Señor, tengo lo suficiente. ¿Cómo puedo usar este dinero para Tu obra?’

3) Convéncete y cambia de perspectiva. “Si se aumentan las riquezas, no pongáis el corazón en ellas” (Salmo 62:10). Si todos los granos de arena de todas las playas del mundo representaran la eternidad, el conjunto de tu vida no sería más que uno de esos granitos. Pon las cosas en perspectiva y fíjate que no es muy sabio pasar día y noche peleando para sacar el máximo provecho de ese granito, mientras desprecias todas las playas de eternidad que Dios tiene para ti. Para tener contentamiento, considera la vida desde una perspectiva eterna. Ya tienes demasiado. Haz que tu estilo de vida se amolde a los patrones bíblicos y vive con tu mirada en la eternidad.

Libros Ebooks Cristianos

Sobre Cristianos

Ministerios Devocionales Cristianos.org - llevando y ministrando la palabra de Dios desde 1999. Misión Alcanzar a cada persona en el mundo con un mensaje de Dios por medio de una palabra escrita en Devocionales y Estudios Biblícos diarios. Comunicar a todo hombre y mujer que JESUCRISTO es el Rey de Reyes y Señor de Señores y viene otra vez.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

51 Compartir
Comparte51
WhatsApp
Tweet
+1
Pin
Comparte