Casi Cristianos

Casi Cristianos

E indiscutiblemente, grande es el misterio de la piedad: Dios fue manifestado en carne, 1 Timoteo 3.16.

Por más que hagan una larga e intensiva búsqueda, muchas personas no encuentran la verdad, y viven sin conocer a Dios y la verdadera fe.

Hay personas que leen la Biblia y ven aquellas personas que renacieron espiritualmente alcanzar la paz y cultivan una relación de amistad con Dios. Ellos también ven aquellas personas que vencieron el pecado y obtuvieron sus mentes y corazones renovados y que tales viven un autentico cristianismo. Pero, ellos mismos, aunque leen la Biblia, les falta todo esto. Ellos siempre están angustiados, y se preguntan: “¿Cuando es que seré realmente justo?” “¿Cuando me entregaré totalmente a Dios dando la espalda al mundo?” “¿Cuando dejare de vivir entre la carne y el Espíritu?” “Tantos se libran de las ataduras del pecado y están totalmente consagrados a Dios, viviendo felices, de victoria en victoria, pero yo no!” “¿Será que es porque Dios escogió algunos y abandono a otros para que se pierdan por la eternidad?”

casi cristianos oracion.jpg

Casi Cristianos, ¿Que Nos Falta?

¡Esto no es verdad! “Dios quiere que todos los hombres sean salvos y vengan al conocimiento de la verdad.” (1 Tim 2.3). “El Señor no quiere que nadie perezca, si no que todos vengan al arrepentimiento”, y sean salvos.(2 Pedro 3:9). Y entonces, ¿Donde esta el error?

El problema radica unicamente en la incredulidad humana; en la tendencia natural de confiar en nosotros mismos, en nuestros méritos y nuestra justicia, despreciando así a Dios que se manifestó en carne. No podemos esperar que Dios nos de poder para vencer el pecado, sin antes honrar al hijo, sin entender y creer en el misterio de la piedad. No debemos colocar nuestra justicia encima de la encarnación y el sacrificio del Hijo de Dios.

Es un grande error pensar que primero tenemos que ser justos y puros, para luego entonces acercarnos y confiar en Cristo. Este mal entendido es justamente lo que hace con que algunas personas que leen la Biblia y escuchan la predicación, no alcancen nada.
Es necesario que primero recibamos los méritos de Cristo, sus vestiduras, por medio de la fe. Solamente así llegaremos a ser verdaderamente justos.

Oración: Amado Dios, tu que nos enseñas a guardar santo y puro tu nombre. Permite me que me glorié y me alegre por el hecho de que tu eres mi Padre y yo tu hijo amado. Enséñame a reconocer y a vivir a Cristo en toda verdad. Amen.

Libros Ebooks Cristianos

Sobre Devocionales

Ministerios Devocionales Cristianos.org - llevando y ministrando la palabra de Dios desde 1999. Misión Alcanzar a cada persona en el mundo con un mensaje de Dios por medio de una palabra escrita en Devocionales y Estudios Biblícos diarios. Comunicar a todo hombre y mujer que JESUCRISTO es el Rey de Reyes y Señor de Señores y viene otra vez.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

185 Compartir
Comparte175
WhatsApp
Tweet
+17
Pin3
Email