Home / Archivo de Etiquetas: La Biblia (página 20)

Archivo de Etiquetas: La Biblia

“TODO TIENE SU TIEMPO…” (Eclesiastés 3:1)

¿Eres adicto a las urgenciasí “TODO TIENE SU TIEMPO…” (Eclesiastés 3:1) Mientras no te valores, no valorarás tu tiempo. Y hasta que valores tu tiempo, no lo aprovecharás sabiamente. La urgencia es una adicción. Si reaccionas habitualmente a demandas externas, puede que estés “enganchado”. Como las demás adicciones, la urgencia: (a) Suple temporalmente la necesidad de sentirte necesitado. (b) crea un sentido de “hacer cosas”. (c) ensalza falsamente tu autoestima. (d) a menudo empeora el problema, ya que las prisas no son buenas. Si eres adicto a las urgencias, considera lo siguiente: (1) En nuestra sociedad, “posición” iguala a “trabajo”; la gente espera que seas requerido. Ahora ...

Leer más »

¡Usa tus capacidades para Dios!

¡Usa tus capacidades para Dios! “…HAY DIVERSIDAD DE ACTIVIDADES…” (1 Corintios 12:6) Algunos tenemos una habilidad natural para las palabras; ¡”nacimos hablando”! Otros tenemos un don especial para los deportes, destacando en coordinación física. Y otros son buenos en matemáticas, música o mecánica. “Pero yo no tengo ninguna habilidad natural,” dirías. ¡Sí que la tienes! Como término medio, una persona posee entre quinientas y setecientas aptitudes diferentes – ¡muchas más de las que nos damos cuenta! Escucha: “…hacedlo todo para la Gloria de Dios” (1 Corintios 10:31). La Biblia está llena de destrezas que Dios usa: artísticas, arquitectónicas, administrativas, culinarias, de construcción ...

Leer más »

Un espíritu de temor según la Biblia – Parte 3

Un espíritu de temor – Parte 3 “VINIERON A ÉL Y LO DESPERTARON, DICIENDO: ¡MAESTRO, MAESTRO, QUE PERECEMOS!…” (Lucas 8:24) La Biblia nos relata: “[Jesús] entró en una barca con sus discípulos y les dijo: Pasemos al otro lado del lago. Y partieron. Pero, mientras navegaban, Él se durmió. Y se desencadenó una tempestad de viento en el lago, y se anegaban y peligraban. Vinieron a Él y lo despertaron, diciendo: ¡Maestro, Maestro, que perecemos! Despertando Él, reprendió al viento y a las olas… Y les dijo: ¿Dónde está vuestra fe? Atemorizados, se maravillaban y se decían unos a otros: ...

Leer más »

Un espíritu impulsivo según la Biblia. Parte 2

Un espíritu impulsivo según la Biblia. Parte 2 “…PEDRO… NO SABÍA LO QUE DECÍA…” (Lucas 9:33) En el monte de la transfiguración “…Pedro dijo a Jesús: Maestro, bueno es para nosotros estar aquí. Hagamos tres enramadas, una para ti, una para Moisés y una para Elías. Pero no sabía lo que decía… Y vino una voz desde la nube, que decía: «Éste es mi Hijo amado; a Él oíd.»” (Lucas 9:33-35). Otro espíritu que Jesús identificó en sus discípulos fue el espíritu impulsivo. Fijémonos en las palabras “no sabía lo que decía”. Pedro era propenso a decir lo que le ...

Leer más »

Un espíritu endurecido según la Biblia

Un espíritu endurecido según la Biblia. Parte 1 “…VOSOTROS NO SABÉIS DE QUÉ ESPÍRITU SOIS” (Lucas 9:55) Los discípulos tenían un problema de actitud, y en dos capítulos del evangelio de Lucas vemos cómo Jesús los reprendió en seis ocasiones diferentes. Analicemos cada una de esas veces y aprendamos de ello. Un espíritu endurecido. En lugar de creer que Jesús alimentaría a las multitudes con cinco panes y dos peces, los discípulos le dijeron: “Despide a la gente…” (Lucas 9:12). Uno de los peligros del éxito ministerial es que puedes acabar amando a las multitudes pero no importarte los individuos. ...

Leer más »