La oración que nos compromete

No digas ….Padre nuestro, si no te portas cada día como hijo, si no tratas a los demás como hermano.
No digas …Que estás en los cielos, si sólo piensas en las cosas terrenales.
No digas…Venga a nosotros tu reino, si no lo procuras y no lo honras.
No digas….Hágase tu voluntad, si no lo aceptas cuando hay dolor.
No digas…El pan nuestro dánoslo hoy,si no te preocupas de la gente con hambre, sin vivienda y sin fe.
No digas…Perdona nuestras ofensas,si guardas rencor a tu hermano, si no eres capaz de tolerar tus defectos.
No digas…Líbranos del mal, si no tomas partido contra el mal.
No digas….Amén, si no haz tomado en serio el PADRENUESTRO.

DEJA TU OPINIÓN

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí