Reflexiones Cristianas - Juanito y Las Velas,Reflexiones Cristianas,Reflexiones y Devocionales Cristianos,Reflexiones Cristianas para Jovenes,Reflexiones Cristianas para Adolescentes,Reflexiones Cristianas para Mujeres,Reflexiones Cristianas Diarias,Historias Cristianas Juanito y las Velas,Ilustraciones Cristianas para predicar
Reflexiones Cristianas - Juanito y Las Velas,Reflexiones Cristianas,Reflexiones y Devocionales Cristianos,Reflexiones Cristianas para Jovenes,Reflexiones Cristianas para Adolescentes,Reflexiones Cristianas para Mujeres,Reflexiones Cristianas Diarias,Historias Cristianas Juanito y las Velas,Ilustraciones Cristianas para predicar

Mensajes Cristianos – LOS ILUMINADOS

Jesús les hablo de nuevo diciendo: “Yo soy la luz del mundo. El que me sigue no caminara en tinieblas, sino que tendrá luz y vida” (Juan 8,12)

En este tiempo vemos con frecuencia como la oscuridad del mal, intenta apagar la luz en los creyentes, los enemigos del alma se inventan continuamente todo tipo de extinguidores, el objetivo de estos es apagar el fuego del Espíritu Santo en el Cristiano, extinguir la luz de Cristo en la vida del Creyente.

A la hora de buscar luz para nuestra vida tenemos que cuestionar:

¿De dónde viene la Luz? ¿Esto que me ofrecen es la luz verdadera?

El pasado año, en la iglesia el Pastor nos indico que llevemos una vela. En una parte del servicio se apagaron todas las luces del templo, después El Pastor hizo una oración y encendió una antorcha, después invito los que estaban adelante a encender sus velas y así ir pasando la luz a los de atrás, y así sucesivamente. Yo me encontraba en la fila número 33 del templo, casi al final, mientras la luz se propagaba observaba como los que estaban a mi lado se impacientaban por que la luz llegue a ellos, mire a la izquierda y vi el momento en que uno de ellos fabrico su propia luz, traía un encendedor y el mismo prendió su vela, los demás al ver la luz, se dirigieron a prender su vela con la luz obviamente que no venía de su fuente original, la prisa por tener luz era tal que nadie se fijaba que esa no era la fuente original de luz, como anécdota les comento que mi mama también se apresuro a encender su vela, en ese instante le dije: ¡mama! “Esa no es la luz verdadera”…

Pasa en nuestra vida, en momentos de crisis en momentos de oscuridad, cuando llegan los problemas, cuando caemos, se nos presentan diferentes opciones, en nuestra oscuridad aparecen luces diciendo que iluminaran nuevamente nuestro destino, ¡CUIDADO!, no son luces verdaderas, son luminarias falsas, al momento de buscar iluminación espiritual tenemos que estar seguros que la única luz verdadera la encontraremos en aquel que dijo: “Yo soy la luz del mundo. El que me sigue no caminara en tinieblas, sino que tendrá luz y vida” (Juan 8,12)

¿Usted está en penumbrasí ¿Cuánto tiempo hace que perdió la luz de Cristo?

Hablando de luz, déjeme informarle que los rayos del sol demoran 8 minutos en llegar a la tierra.

¿La luz de Cristo cuanto tiempo demora en llegar a su vida?

Algunos sin querer queriendo han cometido el error de dejar pasar muchos años sin recibir la luz divina
Otros llevan meses, caminando en penumbras.

Hay también creyentes que llevan días atrapados en la oscuridad del mal.

Cualquiera sea el tiempo que lleve caminando en tinieblas, en este momento ¡CORRA! A buscar la luz, Si esta en penumbra espiritual, con suma urgencia comience a buscar la luz Divina. Este es el día que ha hecho el Señor para que “corramos a buscar La luz del mundo”

Ahora que tiene la luz de Cristo en su vida, vayamos con ella a todos lados para no tropezar en la oscuridad del mal. Aprendamos de los indígenas del Amazonas ellos no tienen problemas con el alumbrado nocturno porque de eso se encarga el Pirophorus noctilucus.(escarabajo) Este insecto muy difundido en la selva, emite una luz tan fuerte, que los indígenas lo aprovechan para alumbrar sus chozas y cuando deben aventurarse, de noche en la selva. En este caso se atan a cada pie cinco animalitos, uno por cada dedo.
A partir de este momento atemos a nuestra mente y nuestro corazón, amarremos en el alma y el espíritu la Luz de Cristo. De hacerlo caminaremos por las curvas y sendas de la vida DEBIDAMENTE ILUMINADOS. Amen

Autor: Adhemar Cuellar

  • hermano, excelente mensaje, toco mucho mi vida.. buscar la luz verdadera y no dejarnos impresionar por las falsas luces.. Dios te bendiga, en gran manera..
    gracias por este hermoso mensaje