Devocionales Cristianos – Si los amas, diles la verdad. Primera parte

“…LAS DIFERENTES PARTES… SE AYUDAN MUTUAMENTE…” (Efesios 4:16 Castellano)

A nadie le agrada confrontar a los demás, pero a veces es necesario. Por ello, sé sincero y directo. La amabilidad no tiene que ver con ser diplomático o tener tacto, ni con usar eufemismos o andarse con rodeos para que el impacto sea menor. No uses esas técnicas, sino más bien sopesa lo que tienes que decir en términos claros e inequívocos y luego exponlo. ¡Si los amas, diles la verdad!

Una advertencia:

No uses palabras como “amor” y “transparencia” para disfrazar una actitud de juicio. A muchos les han gritado, maltratado y abusado verbalmente en nombre del amor.

No descargues tu ira en alguien pretendiendo ser sincero. Nadie tiene derecho a confrontar a los demás hasta que no haya examinado los motivos para hacerlo –incluidos, dentro de lo que sea posible, los motivos ocultos en el subconsciente.

No deberías apresurarte a confrontar a alguien, sino hacerlo únicamente cuando no quede más remedio. Y hazlo de manera directa, aunque con amabilidad, y siempre con el deseo de que lo mejor de Dios se manifieste en la vida de la otra persona. Confrontar a alguien con lágrimas, y no con gritos, es mucho más acorde con el carácter de Cristo.

Al interlocutor no le debe quedar duda en ningún momento de tu amor y tu aceptación. El amor genuino dice: ‘Tengo algo que decirte; no va a ser fácil para ninguno de los dos, pero te respeto lo suficiente para decírtelo. Me importas, valoro nuestra relación y quiero que esto te ayude para bien.’

“…LAS DIFERENTES PARTES… SE AYUDAN MUTUAMENTE…” (Efesios 4:16 Castellano)

LEE NUESTRAS 600 RESPUESTAS BIBLICAS GRATIS AQUÍ

DEJA TU OPINIÓN

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí