¡Aplástalos! Primera parte

“.LLAMÓ JOSUÉ A TODOS LOS HOMBRES DE ISRAEL Y DIJO: .PONED VUESTROS PIES SOBRE LOS CUELLOS DE ESTOS REYES” (Josué 10:24)

Cuando Israel entró en la Tierra Prometida, allí había cinco reyes con sus ejércitos, dispuestos a parar su avance. Pero Dios ayudó a Josué a derrotarlos, y esos cinco reyes huyeron y se escondieron en una cueva. Josué pidió a sus soldados que los sacaran y pusieran los pies sobre sus cuellos. La Palabra que Dios les dio ese día fue: “No temáis, ni os atemoricéis. porque así hará Jehová con todos los enemigos contra los cuales peleáis” (Josué 10:25). ¡Qué promesa!

¿Están las fuerzas del temor queriendo aposentarse en tu mente? ¿Están queriendo persuadirte de que creas lo negativo en lugar de esperar en Dios para algo bueno? ¿Te están diciendo que no eres digno de recibir lo que Él te ha prometido y que nunca vas a cumplir el destino que Dios tiene para ti? Con Dios, tienes la victoria asegurada; pero hay algo que tú debes hacer. Debes ir dentro de esa cueva oscura, sacar a cada uno de los reyes, poner tu pie encima de sus cuellos y acabar con ellos. Los cinco reyes representan los cinco sentidos: vista, oído, olfato, gusto y tacto. Dios no quiere que vivas siendo dirigido por ellos. Tus sentidos son susceptibles a recibir todo lo negativo que te rodea, pero tu fe puede elevarte por encima de ellos y darte la victoria. No puedes simplemente sentarte y quedarte quieto, porque tu pasividad les dará derecho a gobernar tu vida. Pero en realidad, ellos no tienen ningún poder a menos que tú se lo concedas. Por lo tanto ¡aplástalos!

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduzca su comentario!
Por favor, introduzca su nombre aquí