La tentacion y la BibliaCristiano, ¿Estás siendo tentado? Parte 2

“.CUIDA TUS PENSAMIENTOS PORQUE ELLOS CONTROLAN TU VIDA” (Proverbios 4:23 PDT)

¿No te pasa que cuando ves un anuncio de comida te entra hambre de repente? Es el poder de la sugestión. Aquellas cosas que consigan captar tu atención, te captarán a ti. El hecho de repetir: ‘Debo dejar de beber o fumar, o de comer en exceso, o de tener lujuria’, no funciona, sino que hace que estés obsesionado con esas cosas. En lugar de tratar de eliminar esos pensamientos, sustitúyelos por otros. Cuando tu enfoque es algo bueno, lo malo pierde su poder sobre ti. La única forma en que puedes centrarte en las cosas correctas es reprogramando tu mente. Dice la Biblia: “No seas vencido de lo malo, sino vence con el bien el mal” (Romanos 12:21). Si tu mente está puesta en algo superior, satanás no podrá captar tu atención. Por eso escribe Pablo: “.Todo lo que es de buen nombre. en esto pensad” (Filipenses 4:8). Es inútil luchar contra los pensamientos; lo único que haces es reforzar la conexión entre tú y lo que piensas. Cuanto más tratas de evitarlo, más lo afirmas. ¡Busca el mando a distancia y cambia de canal!
Tampoco vences la tentación oponiéndote a los sentimientos que ésta te inspira. Cuanto más luchas contra un sentimiento, más poder de atraparte tiene. ¡Dirige tu atención a algo mejor! Tu mente es el campo de batalla donde se ganan o pierden las guerras personales. Empieza a encaminar bien tu mente y a ser más selectivo con lo que recibes a través de los medios de comunicación. La Biblia dice: “.Cuida tus pensamientos porque ellos controlan tu vida” (Proverbios 4:23 PDT). El salmista oraba: “Aparta mis ojos para que no se fijen en cosas vanas.” (Salmo 119:37). ¿Es fácil hacerlo? No; se necesita disciplina y práctica. Pero con el tiempo y con la gracia de Dios, podrás cambiar tu forma de pensar y de luchar contra la tentación.

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduzca su comentario!
Por favor, introduzca su nombre aquí