Marta y Maria BibliaUna Palabra para los “preocupones”

“MARTA, MARTA, ESTÁS PREOCUPADA Y TE INQUIETAS POR DEMASIADAS COSAS” (Lucas 10:41 DHH)

La preocupación es como un ladrón; nos roba el gozo que Dios quiere que tengamos a diario. Se puede decir que todos los temores se resumen en dos: que no vamos a tener lo suficiente para nuestras necesidades o que vamos a perder lo que tenemos. Marta era una “preocupona” y esa actitud se hizo evidente cuando Jesús fue a comer a su casa. Ésta andaba muy atareada en la cocina mientras su hermana estaba sentada a los pies de Jesús. Frustrada, Marta le pidió al Maestro: “Señor, ¿no te preocupa nada que mi hermana me deje sola con todo el trabajo? Dile que me ayude” (Lucas 10:10). La preocupación nos hace olvidar quién es el siervo y quién el Señor. Destaquemos tres cosas de este episodio:

1) Marta estaba muy ocupada sirviendo, pero no estaba disfrutando de su servicio. No cabe duda de que quería agradar a Jesús; sin embargo, dejó que su trabajo para el Señor fuera más importante que su relación con Él. ¿Te ha pasado eso?

2) Satanás no tuvo que sacar a Marta de la cocina, lo que hizo fue robarle el propósito por el que se encontraba allí. Satanás no te enfrenta con la iglesia; sencillamente hace que te “mires el ombligo” continuamente. No te quita del ministerio; sólo te desanima para que pienses que trabajas demasiado y que nadie lo aprecia.

3) Dios valora tu actitud más que tus hechos. “En todo cuanto hagáis, evitad quejas…” (Filipenses 2:14 CST). Una mala actitud invalida el regalo que ofreces a Dios. Jesús dijo: “…Una cosa es necesaria, y María ha escogido la buena parte…” (Lucas 10:42). ¿Qué escogió María? Sentarse a los pies de Jesús.

Él prefiere la devoción callada de un corazón sincero a la actitud bulliciosa de alguien que se queja. ¡Reflexiona!

2 COMENTARIOS

  1. Gracias, porque aunque sepamos la historia, es bueno recordarla. Hoy me ayudo mucho, entendi que el es mi proveedor, y no debo preocuparme por nada, estoy es sus manos, y nunca me ha dejado, y nunca me dejara. Gracias Hno. Calithos. 

  2. Muy lindas las palabras muchas beses auque nos encontramos en el lugar que habiamos soñado no nos desembolvemos como deberiamos por el simpleecho de que tenemos una muy mala actitud pero hoy descubri que el lugar en el que estoy parada boy aser mover la gloria de DIOS d una manera sobre natural porque are un cambio de actitud hoy soy mas que bencedora!!!!!!!!! 

DEJA TU OPINIÓN

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí