3 Formas de ayudar a tus hijos mayores con Deudas

“…NINGUNA DISCIPLINA… PARECE SER CAUSA DE GOZO…” (Hebreos 12:11)

Como padres, tenemos la obligación de enseñar a nuestros hijos cómo manejar las finanzas personales responsablemente. Pero ¿que podemos hacer cuando son hijos adultos que ya están “ahogándose” en un “mar” de deudasí Pues bien, aquí hay tres formas de ayudarles sin comprometer tus propias reservas:

(1) Paga sólo facturas concretas

“Tirar” dinero a sus problemas nunca es una solución a largo plazo. Para gastos de “supervivencia” como alquiler, comida, servicios y tratamiento médico puedes escribir un cheque a nombre de la compañía en particular. Sin embargo, si su mayor problema es una deuda con la tarjeta de crédito, no hagas nada. Tus hijos deben aprender que las tarjetas de crédito son un lujo, y no una necesidad.

(2) Estableciendo reglas básicas

Cuando tus hijos adultos vuelven a vivir en casa, necesitas establecer esta serie de cosas: (a) Cuánto contribuirán para los gastos de la casa; (b) Cuánto tiempo van a vivir contigo y (c) Si no tienen trabajo, formas especificas de ayudar en la casa mientras lo buscan.

(3) Piénsalo dos veces antes de firmar un papel con él

Si lo haces, es probable que no veas los estadillos de sus cuentas mensuales para saber si los pagos están al día, lo que puede dañar tu crédito. Aquí tienes dos sugerencias más: (a) Después de seis a doce meses, él debe refinanciar el préstamo a su propio nombre; (b) Haz que manden el recibo a tu dirección. Así podrás asegurarte de que la cuenta está al día, y después, pásasela para que la pague. Dios dice: “…ninguna disciplina… parece ser causa de gozo…; pero después da fruto apacible…” (Hebreos 12:11). Obligar a tus hijos a ser responsables puede parecer duro, pero a largo plazo tanto tú como ellos terminaréis ganando. No hacerlo es no amarlos.

DEJA TU OPINIÓN

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí