Inicio » Articulos Cristianos » La Importancia Que Tienen Las Relaciones En La Biblia

La Importancia Que Tienen Las Relaciones En La Biblia

“EN TODO TIEMPO AMA EL AMIGO…” (Proverbios 17:17)

Esfuérzate en construir relaciones sólidas que sean mutuamente beneficiosas. Aquí tienes algunas señales de que la relación va por buen camino:

(1) Disfrute mutuo.

En las relaciones sólidas, las personas pasan tiempo juntas por el mero placer de verse; lo que hacen no tiene importancia. Desgraciadamente, el ajetreo de nuestras vidas nos hace olvidar el gran gozo que esto produce;

(2) Respeto mutuo.

¿Cómo se construye el respeto mutuo? Cuando no se permite que los obstáculos o las circunstancias sean más importantes que vuestra relación. Cuando, a pesar de las presiones, se siguen  tratando con paciencia y amabilidad. Cuando la relación “hace aguas” pero están dispuestos a trabajar en ella para conservarla.

(3) Experiencias en común.

Helen Keller estaba ciega, pero tratándose de relaciones tenía una visión extraordinaria: “Mis amigos han escrito la historia de mi vida. De múltiples maneras han convertido mis limitaciones en privilegios maravillosos, y me han permitido caminar serena y felizmente en la sombra proyectada por mi discapacidad”.

(4) Confianza.

Ralph Waldo Emerson escribió: “La gloria de la amistad no sólo está en la mano extendida o en la sonrisa amable o en la dicha de la compañía, se encuentra en la inspiración espiritual que te invade cuando descubres que alguien te cree y está dispuesto a confiar en ti”. Pablo escribió: “El amor… todo lo espera…” (1 Corintios 13:4,7b).

(5) Reciprocidad.

Todas las relaciones tienen sus altos y sus bajos. Unas veces, uno de los dos es el que da, otras veces lo es el otro. Pero una relación fuerte sólo se puede llevar a cabo si es mutua. Las amistades son como las cuentas bancarias: no puedes seguir sacando de ellas sin hacer “depósitos”. Si alguno de los dos se queda en “números rojos” y permanece así durante mucho tiempo, la relación no perdurará.

“EL HIERRO CON HIERRO SE AFILA, Y EL HOMBRE CON EL ROSTRO DE SU AMIGO” (Proverbios 27:17)

Las relaciones sólidas nos mantienen bien fundados y responsables; si empezamos a perder el rumbo, nos ayudan a volver al camino. Así que, ¿quiénes son las personas importantes en tu vida con las que pasas más tiempo y cuyas opiniones te importan de verdad? Ésas son las que ejercen mayor influencia en ti. La pregunta es: ¿de qué manera te influencian? Para saber la respuesta, hazte las siguientes preguntas:

(1) ¿Qué es lo que él/ella saca a relucir lo que hay dentro de mí?

El autor William Alan Ward puntualizó: “Un verdadero amigo conoce tus debilidades pero te muestra tus fortalezas, siente tus miedos y no obstante refuerza tu fe, ve tus ansiedades y sin embargo libera tu espíritu, reconoce tus incapacidades mas enfatiza tus posibilidades”

(2) ¿Qué es lo que piensa él/ella de mí?

La gente tiende a convertirse en lo que la persona más importante de su vida cree que puede ser. De hecho, es lo que nuestros hijos quieren ser de mayores, porque aceptamos las opiniones de los que respetamos.

(3) ¿Qué piensa él/ella acerca de mi futuro?

Pablo dijo a Timoteo: “Ninguno tenga en poco tu juventud…” (1 Timoteo 4:12). ¿Entienden las personas más importantes en tu vida el plan de Dios para ti? ¿Te ayudan o te ponen obstáculos?.

(4) ¿Cómo se comporta él/ella conmigo en los momentos difíciles?

Las amistades bien fundadas en tu vida consisten de personas que son lentas para juzgar pero rápidas para confiar, lentas para condenar pero rápidas para justificar, lentas para ofender pero rápidas para defender, lentas para exhibir pero rápidas para proteger, lentas para reprender pero rápidas para contenerse, lentas para menospreciar pero rápidas para apreciar, lentas para exigir pero rápidas para dar, lentas para provocar pero rápidas para ayudar y lentas para tener resentimientos pero rápidas para perdonar.

Deja un comentario

271 Compartir
Comparte247
Tweet24
WhatsApp
Comparte