Romanos 8:33 ¿QUIÉN ACUSARÁ A LOS ESCOGIDOS DE DIOS?

Cuando criticas a alguien, tienes que vértelas con Dios.

La Biblia dice: “¿Quién acusará a los escogidos de Dios? ¿Quién es el que condenará? Cristo es el que murió… el que además está a la diestra de Dios, el que también intercede por nosotros. ¿Quién nos separará del amor de Cristo?” (Romanos 8:33-35).

Tus hermanos en la fe no son perfectos, pero Dios dice que les ha “aceptado en su amado Hijo” (Efesios 1:6).

No hay nada de lo que los puedas acusar que Dios no conozca.

Párate y piensa un poco: al desacreditarlos, estás cuestionando a Aquel que los redimió, dando a entender que se equivocó y que no sabe lo que está haciendo.

quien-acusara-escogidos-biblia
Romanos 8:33 ¿QUIÉN ACUSARÁ A LOS ESCOGIDOS DE DIOS?

Dices: ¿Pero no debo hablar cuando algo no está bien? Sí, pero ten cuidado, no te pases de la raya y acabes condenando a la persona en cuestión.Tu actitud debe ser de alguien que quiere ayudar, perdonar y reconciliarse.

Cada vez que juzgas algo sobre lo que no tienes autoridad, estás fuera de tu jurisdicción.

Pablo escribe: ¿Tú quién eres, que juzgas al criado ajeno? Para su propio Señor está en pie, o cae; pero estará firme, porque poderoso es el Señor para hacerlo estar firme” (Romanos 14:4).

A Dios le compete juzgar a las personas –¡y no necesita que le ayudes!