Mantente en contacto continuo con Dios

(Efesios 6:18) Orad En Todo Tiempo

Andrew Murray escribió: “Para muchos cristianos, es una carga y una obligación estar a solas con Dios. En todas las partes, ésa es la mayor traba a la vida cristiana.”

Dios dice: “Clama a mí y yo te responderé, y te enseñaré cosas grandes… que tú no conoces” (Jeremías 33:3).

Las respuestas que buscas se encuentran en tus rodillas. Jesús dijo: “Si permanecéis en mí y mis palabras permanecen en vosotros, pedid todo lo que queráis y os será hecho” (Juan 15:7).

La oración es como una tarjeta visa platino, te da acceso a la sabiduría y a los recursos de Dios. Escribe Pablo: “…Constantes en la oración” (Romanos 12:12).

como-orar-biblia
“ORAD EN TODO TIEMPO” (Efesios 6:18)

Se cuenta la historia de un soldado de la Segunda Guerra Mundial al que pillaron volviendo a su base desde el bosque donde se encontraban luchando. Lo llevaron delante del comandante y le acusaron de comunicarse con el enemigo, pero él insistió en que había vuelto a orar. Su comandante le preguntó:

¿Tienes la costumbre de pasar horas solo en oración? Sí señor’ replicó el soldado. ‘Entonces arrodíllate ahora mismo y ora’ le gritó el oficial ‘porque nunca lo has necesitado tanto.’ El soldado se arrodilló y oró con tanto fervor que el comandante gritó:

¡Basta!, te puedes ir, te creo. Si no lo hubieras practicado tanto, no serías tan bueno a la hora de la verdad. La oración no es como una rueda de repuesto; no puedes dejarla en el maletero sin revisarla, y esperar que esté en perfectas condiciones cuando la necesites. Tienes que “perseverar en la oración”. En otras palabras, mantente en contacto continuo con Dios.