9 Descubrimientos que Confirman la Biblia | La Prueba de Dios

Descubrimientos Increíbles que confirman la Biblia | La Prueba de Dios

La Biblia es el libro más exacto desde el punto de vista histórico que jamás se haya escrito.

Cientos de antiguos descubrimientos verifican su exactitud y aquí hay una lista de nueve de ellos.

La Inscripción de Pilato

La Inscripción de Pilato: La Piedra de Poncio Pilato

En 1961, en una excavación patrocinada por Italia en Cesarea, los arqueólogos descubrieron una piedra que tenía una inscripción en latín que decía, “Poncio Pilato, Prefecto de Judea. “Pilato es mencionado en el evangelio en varias ocasiones. Leemos en Juan 18:29, “Pilato salió, pues, a la casa de y les dijo: Pilato entonces salió fuera hacia ellos y dijo: ¿Qué acusación traéis contra este hombre?

El hallazgo verifica la declaración del Nuevo Testamento de que Pilato era el prefecto de Judea.

El Túnel de Ezequías

Imagen: El Túnel de Ezequías o El Túnel de Siloé

En el segundo libro de Crónicas 32:30, leemos una declaración que dice: “Ezequías fue el que cegó la salida superior de las aguas de Gihón y las condujo al lado occidental de la ciudad de David. Ezequías prosperó en todo lo que hizo”.

Uno pensaría que si un rey hubiera cavado un túnel bajo Jerusalén, podríamos encontrarlo. Y eso es exactamente lo que encontramos… un enorme túnel que encaja perfectamente la descripción bíblica del túnel de Ezequías.

El Prisma de Taylor

El Prisma de Taylor

En 1830, un hombre llamado Robert Taylor descubrió un cilindro de arcilla de 15 pulgadas de alto.

Hay quinientas líneas de texto escrito en este cilindro de arcilla. Y fue escrito -fue puesto allí- por un hombre llamado Senaquerib. Bueno, Senaquerib era un rey de Asiria del que se lee en la Biblia.

En el cilindro de arcilla, esto es lo que dijo Senaquerib: “En cuanto a Ezequías, el judío, no se sometió a mi yugo.

Me acerqué a 46 de sus ciudades fuertes, fortalezas amuralladas, y a las innumerables

pequeñas aldeas en su vecindad, y las conquiste por medio de rampas de tierra bien selladas y arietes”.

Es interesante cuando comparas la declaración del Senaquerib de lo que hizo con la declaración bíblica de lo que hizo. En el 2 libro de Crónicas 32:1, leemos “Después de estos actos de fidelidad, Senaquerib, rey de Asiria, vino e invadió a Judá y sitió las ciudades fortificadas, y mandó conquistarlas para sí”. Exactamente como dice Senaquerib.

La Inscripción de David: Estela de Tel Dan

Estela de Tel Dan: La Inscripción del Rey David

Durante muchos años, la gente decía que David era una invención de la imaginación de los israelitas porque no se había descubierto ningún hallazgo arqueológico que verifique su existencia. Sin embargo, en 1993 en Tel Dan, un hombre que había estado trabajando llamado Avraham Biran descubrió una piedra. Y en esa piedra estaba

la inscripción de un rey israelita “de la casa de David”.

La Biblia usa esa misma designación en 1 Reyes 12:19. La inscripción de David validó el texto bíblico.

La Estela de Mesa o Piedra Moabita

La Estela Moabita: Piedra de Mesha

Encontrada en 1868, es una piedra negra basáltica que mide aproximadamente 3 1/2 pies de alto, 2 pies de ancho.

En esa piedra, Mesha, el rey de Moab, cortó líneas de texto alrededor del año 850 a.C.

Mesha menciona que Omri era el rey de Israel que había oprimido a Moab pero Mesha dice que vio su deseo en el hijo de Omri y en su casa.

La Piedra Mesha cita a Omri como el rey de Israel, tal como lo indica 1 Reyes 16:21-28.

Además, menciona al hijo de Omri, Acab, en estrecha conexión con los Moabitas, como lo hace 2 Reyes 3:4-6.

Además, tanto la estela como 2 Reyes 3:4-6 enumeran a Mesha como el rey de Moab.

y grabo los nombres de la tribu israelita de Gad y el Dios israelita Jehová. Otra prueba de la exactitud bíblica.

La Casa de Nazaret

Descubrimiento de La Casa De Nazaret

En 2008, un escéptico llamado René Salm escribió un libro que decía que destruiría el cristianismo de una vez por todas. Dijo que Jesús no podía haber existido porque no había ningún pueblo de Nazaret en el siglo I.

En 2009, se anunció un descubrimiento arqueológico en el que se había encontrado una pequeña casa en Nazaret que data del siglo I.

La casa tenía una superficie total de 900 pies cuadrados, pero era lo suficientemente grande como para proporcionar evidencia de la exactitud de la Biblia.

El Cilindro de Ciro

El Cilindro De Ciro: Imagen

En 1879, Hormuzd Rassam encontró un pequeño cilindro de arcilla. Tenía unas 9 pulgadas de largo y ahora se encuentra en el Museo Británico de Historia Natural.

En la antigua ciudad de Babilonia, descubrió este cilindro de arcilla

que fue hecha por el rey Ciro. Y tenía una inscripción en ella sobre su victoria sobre la ciudad de Babilonia y su política hacia las naciones que había capturado.

Y el texto decía: “Volví a estas ciudades sagradas al otro lado del Tigris.

Los santuarios de los cuales han estado en ruinas durante mucho tiempo.

Las imágenes que solían vivir allí y establecieron para ellos santuarios permanentes.”

La política -a menudo aclamada como la Declaración de los Derechos Humanos de Ciro- coincide perfectamente con el relato bíblico de las acciones del gobernante.

Ciro decretó que el Templo en Jerusalén fuese reconstruido y que todos los israelitas exiliados que lo desearan podrían regresar, tenían su permiso y bendiciones para hacerlo.

Lo puedes leer en Esdras 1:1-11.

Este pequeño cilindro de arcilla de 9 pulgadas de largo es un testimonio impresionante que valida la exactitud bíblica.

El Estanque de Siloé

Descubrimiento Del Estanque De Siloé

En 2004, una majestuosa entrada escalonada al estanque de Siloé fue descubierta en el área conocida como la Ciudad de David.

En Juan 9:7 leemos que Jesús dijo a un ciego: “Ve a lavarte en el estanque de Siloé.

(que se traduce como Enviado). Así que fue y se lavó y volvió a ver.”

Validando una vez más la exactitud de la Biblia.

Las Tablas Hititas

Imagen: Tablas de arcilla Hititas Conteniendo El Tratado de Qadesh

Durante muchos años, la gente se burló del texto bíblico y dijo que mencionaba a la gente y lugares que nunca existieron. Uno de esos grupos era la nación de los hititas.

Pero en 1906, Hugo Winkler estaba haciendo una excavación en la ciudad turca de Bogazköy Allí, descubrió 10.000 tablillas de arcilla que documentaron la historia de la nación hitita.

Además descubrieron que esa área era la capital de la nación hitita. En Josué 11, leemos acerca de los cananeos en el este y el oeste y el amorreo y el hitita. En 1906, Hugo Winkler descubrió la nación hitita que la Biblia había mencionado unos 3000 años antes.

La Biblia es el libro más exacto desde el punto de vista histórico que jamás se haya escrito.