Inicio » Destino » El Pacto de Abraham Confirmado En La Biblia

El Pacto de Abraham Confirmado En La Biblia

UN PACTO CONFIRMADO PARA ABRAHAM Y PARA NOSOTROS

Génesis 15 describe una ceremonia muy común que se usó en el mundo antiguo para formalizar un pacto. La costumbre era que las dos partes caminarían juntas en medio de los pedazos de animales sacrificados (Jeremías 34:18-19). Esta costumbre confirmó que las cláusulas del pacto les fueron obligatorias a las dos partes. Si uno violaba cualquier aspecto del pacto, le libraría al otro de la necesidad de cumplir sus promesas.

Pero esta ceremonia, la cual sucedió entre Dios y Abraham para confirmar el pacto, era distinta en un aspecto sumamente importante:

Cuando el sol estaba a punto de ponerse, Abram cayó en un profundo sueño…y cuando el sol ya se había puesto y estaba muy oscuro, un horno humeante y una antorcha ardiendo pasaron por medio de aquellos animales partidos. Aquel día Jehová pactó una alianza con Abram. (Génesis 15:12, 17-18)

Abraham y Dios no caminaron juntos en medio de los animales partidos, como era de costumbre. Dios le causó un profundo sueño a Abraham, y Dios – en la forma del horno humeante y una antorcha ardiendo caminó solo en medio de los pedazos del sacrificio. Esto quiere decir que el cumplimiento del pacto se basó en su totalidad sobre la gracia de Dios, sin importar la respuesta de Abraham o sus descendientes.

Abraham no pudo responsabilizarse por el pacto sino sólo pudo ser el destinatario. Él podría fracasar, pero el pacto permanecería intacto. Dios jamás fracasaría, pues Él prometió. “No violaré mi pacto y ni me retractaré de mis palabras.” (Salmos 89-34 NVI)

Tú eres el destinatario de este poderoso pacto con todos sus beneficios prometidos. Se te heredó por ser el descendiente espiritual de Abraham. No importa que tan débil creas ser espiritualmente, las promesas el pacto no dependen de ti. Eres sólo el destinatario. El cumplimiento se basa exclusivamente en la gracia de Dios y Su fidelidad.

Eres un heredero espiritual de cada bendición del pacto Abrahámico, Las palabras “bendecir” y “bendición” se usan repetidas veces en estas promesas. La raíz de esta palabra es barak y significa “conceder vida abundante y aguantar con poder para tener éxito, prosperidad y una larga vida”.

El pacto de Dios contigo está confirmado es Su Palabra. Si has fracasado en el pasado, el pacto sigue intacto. Las promesas no dependen de ti. Existen independientemente de ti, pero únicamente por tu obediencia podrán manifestarse en tu vida.

Deja un comentario

Comparte
Tweet
WhatsApp
Comparte