como-ser-pronto-para-oir-biblia-versiculos-biblicos
"Por esto, mis amados hermanos, todo hombre sea pronto para oír, tardo para hablar, tardo para airarse" (Santiago 1:19 Biblia Reina Valera 1960).

Todo Hombre Sea Pronto Para Oír

«Por esto, mis amados hermanos, todo hombre sea pronto para oír, tardo para hablar, tardo para airarse» (Santiago 1:19 Biblia Reina Valera 1960).

La Biblia dice que debemos ser prontos para oír, esto quiere decir rápidos para escuchar. En nuestra vida cristiana casi siempre no es así. Nadie quiere tomarse el tiempo para escuchar al otro y la gran mayoría solo quieren hablar.

Creo firmemente que hay cosas que nos impiden de escuchar lo que otros dicen, y aquí quiero dejarte las 3 causas más comunes:

Número 1: La Presunción

Aparece cuando imaginamos que sabemos lo que la otra persona nos va a decir; pero, mira lo que dice la Biblia: «Al que responde palabra antes de oír, Le es fatuidad y oprobio» (Proverbios 18:13 Biblia Reina Valera 1960). Algunas traducciones dicen que quienes hacen esto cosechan necedad y vergüenza.

Número 2: La Impaciencia

Aparece cuando interrumpimos y sacamos conclusiones rápidas: «¿Has visto hombre ligero en sus palabras? Más esperanza hay del necio que de él» (Proverbios 29:20 Biblia Reina Valera).

Número 3: El Orgullo

Aparece cuando nos ponemos a la defensiva y no somos enseñables: «El camino del necio es derecho en su opinión; Mas el que obedece al consejo es sabio» (Proverbios 12:15 Biblia Reina Valera).

¿Cómo Podemos dejar atrás estas 3 malas costumbres?

Déjame darte 3 consejos rápidos para escuchar correctamente:

Escuche con los ojos. Algunos estudios dicen que el 80% de la comunicación no es verbal: Por lo tanto nuestras expresiones  faciales y nuestro lenguaje con el cuerpo tienden a contar la historia verdadera.

Escuche con el corazón. Sea compasivo y entre en sintonía con las emociones que hay detrás de las palabras.

Dedique un tiempo especial para escuchar a las personas que están a tu alrededor. Una manera de mostrar a la gente lo mucho que las valoras, es cuando te tomas tiempo para escucharlas. Ahora piensa conmigo cómo tu hogar será transformado o el lugar donde laboras si te esfuerzas en ser “pronto para oír”.

DEJA TU OPINIÓN

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí