Necesidad-espiritual-biblia-versiculos-biblicos-Dios-Jesus
¿Cuál es Nuestra Necesidad Espiritual Según La Biblia?

Me es necesario hacer las obras del que me envió, entre tanto que el día dura; la noche viene, cuando nadie puede trabajar (Juan 9:4).

Como pastor y siervo de Jesucristo, tengo un deseo profundo y hasta compulsivo que Dios ha marcado en mi corazón. Siempre le digo a la iglesia que hay cosas que se tatúan sin tinta y esta es una de ellas: Predicar el evangelio a los perdidos, llegar con la palabra de Dios, donde otros no han llegado con el evangelio de Cristo.

¿Cuál Es La Primera Necesidad espiritual Del Hombre En La Biblia?

Por más que el mundo no lo crea, la gente necesita del evangelio de Jesucristo, necesita de la salvación eterna. Esta necesidad provoca un vacío de Dios en el corazón del hombre, el cual no puede llenarse con nada, a no ser Dios. Por eso él envió a Jesús, para darnos el evangelio.

Dios sabe que el hombre necesita nacer de nuevo, por esta razón actúa con poder y no solo ve las cosas sentado desde su trono, sino que ha hecho todo lo necesario para proveernos, esta necesaria experiencia eterna.

Porque todo aquel que invocaré el nombre del Señor, será salvo. ¿Cómo, pues, invocarán a aquel en el cual no han creído? ¿Y cómo creerán en aquel de quien no han oído? ¿Y cómo oirán sin haber quien les predique? ¿Y cómo predicarán si no fueren enviados? Así que la fe viene por el oír, y el oír por la palabra de Dios (Romanos 10:13-15,17).

Si decimos que somos discípulos de Cristo y que somos hechura suya para buenas obras, debemos conocer también la necesidad del hambre espiritual y tenemos que hacer algo al respecto. La necesidad de ellos debe causar en nosotros una actitud de amor para ayudar. Pero si nosotros, nos cruzamos de brazos cuando tenemos abundancia, realmente no escuchamos el sonido del corazón de Dios que palpita por almas. Es como dejar morir de hambre a tus vecinos teniendo en tu poder como ayudarles.

Una situación similar ocurre cuando hablamos del alimento espiritual, nuestra falta y necesidad espiritual provoca una responsabilidad en el Espíritu de Dios. Así que nuestra responsabilidad debería ser la misma para satisfacer sus planes y propósitos.

¿Qué deberíamos hacer para satisfacer esa necesidad en el corazón de Dios?

Nosotros, como discípulos, deberíamos hacer lo mismo que hizo Jesús, según el libro de Isaías. Esto claro fue el cumplimiento de la profecía que dice:

El Espíritu de Jehová el Señor está sobre mí, porque me ungió Jehová; me ha enviado a predicar buenas nuevas a los abatidos, a vendar a los quebrantados de corazón, a publicar libertad a los cautivos, y a los presos apertura de la cárcel; a proclamar el año de la buena voluntad de Jehová, y el día de venganza del Dios nuestro; a consolar a todos los enlutados; a ordenar que a los afligidos de Sion se les dé gloria en lugar de ceniza, óleo de gozo en lugar de luto, manto de alegría en lugar del espíritu angustiado; y serán llamados árboles de justicia, plantío de Jehová, para gloria suya (Isaías 61:1-3).

Isaías 55:1; 61:1-3; Lucas 4:18; Juan 9:4; Romanos 10:13-17 Génesis 5; Mateo 5; Esdras 5; Hechos 5.

DEJA TU OPINIÓN

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí