Versículos Bíblicos



Zacarías 1 - Biblia de nuestro Pueblo

Llamamiento a volver a Jehová

1. ZACARÍAS En el año segundo de Darío, el mes octavo, el Señor dirigió la palabra al profeta Zacarías, hijo de Berequías, hijo de Idó:

2. Exhortación a la conversión -El Señor estaba muy irritado con los antepasados de ustedes.

3. Ahora diles: Así dice el Señor Todopoderoso: Vuelvan a mí -oráculo del Señor Todopoderoso-, y yo volveré a ustedes -dice el Señor Todopoderoso-.

4. No sean como sus antepasados, a quienes predicaban los más antiguos profetas diciendo: Así dice el Señor Todopoderoso: Conviértanse de su mala conducta y de sus malas acciones; pero ellos no me escucharon ni me hicieron caso -oráculo del Señor Todopoderoso-.

5. Sus antepasados, ¿dónde están?, sus profetas, ¿viven para siempre?

6. En cambio, mis palabras y decretos, que encomendé a mis siervos los profetas, ¿no alcanzaron a sus antepasados? Entonces se convirtieron diciendo: Como el Señor había dispuesto tratarnos por nuestra conducta, y nuestras acciones, así nos ha tratado.

La visión de los caballos

7. Ocho visiones Primera: Los jinetes Ap 6,1-8 El veinticuatro del mes undécimo del segundo año del reinado de Darío, el Señor dirigió la palabra a Zacarías, hijo de Berequías, hijo de Idó:

8. En una visión nocturna se me apareció un jinete sobre un caballo rojo, parado en una hondonada entre unos arbustos; detrás de él había caballos rojos, castaños y blancos.

9. Pregunté: -¿Quiénes son, señor? Me contestó el ángel que hablaba conmigo: -Te voy a enseñar quiénes son.

10. Y el que estaba entre los arbustos me dijo: -A éstos los ha despachado el Señor para que recorran la tierra.

11. Ellos informaron al ángel del Señor, que estaba entre los arbustos: -Hemos recorrido la tierra y la hemos encontrado en paz y tranquila.

12. Entonces el ángel del Señor dijo: -Señor Todopoderoso, ¿cuándo te vas a compadecer de Jerusalén y de los pueblos de Judá? Ya hace setenta años que estás enojado con ellos.

13. El Señor contestó al ángel que hablaba conmigo palabras buenas, frases de consuelo.

14. Y el ángel que me hablaba me ordenó proclamar: -Así dice el Señor Todopoderoso: Siento celos de Jerusalén, celos grandes de Sión,

15. y siento un gran enojo contra las naciones confiadas que se aprovechan de mi breve enojo para redoblar su maldad.

16. Por eso, así dice el Señor: Me vuelvo a Jerusalén con compasión, mi templo será reedificado -oráculo del Señor Todopoderoso- y aplicarán la plomada a Jerusalén.

17. Sigue proclamando: Así dice el Señor Todopoderoso: Otra vez rebosarán las ciudades de bienes, el Señor consolará otra vez a Sión, Jerusalén será su elegida.

Visión de los cuernos y los carpinteros

18. Segunda: Los cuernos y los herreros Dn 7,8.11.20; Sal 75 Levanté la vista y vi cuatro cuernos.

19. Pregunté al ángel que hablaba conmigo: -¿Qué significan? Me contestó: -Significan los cuernos que dispersaron a Judá, a Israel y Jerusalén.

20. Después el Señor me enseñó cuatro herreros.

21. Pregunté: -¿Qué han venido a hacer? Respondió: -Aquellos son los cuernos que dispersaron tan bien a Judá, que nadie pudo levantar cabeza, y los herreros han venido a espantarlos, a derribar los cuernos de las naciones que embestían a Judá para dispersarla.

>