Joel 1 - La Biblia del Oso  RV1569

Devastación de la tierra por la langosta

1. PALABRA de Iehoua que fué à Ioel hijo de Phatuel.

2. Oyd eſto viejos, y eſcuchad todos los moradores de la tierra. Ha acontecido eſto en vueſtros dias, ò en los dias de vueſtros padres?

3. De eſto contareys à vueſtros hijos, y vueſtros hijos, à ſus hijos; y ſus hijos à la otra generacion.

4. Loque quedó de la langoſta, comió el pulgon, y loque quedó del pulgon, comió la langoſta, y loque quedó de la langoſta comió el pulgon.

5. Deſpertad borrachos, y llorad: aullad todos los q̃ beueys vino, à cauſa del moſto porque os es quitado de vueſtra boca.

6. Porque gente ſubió à mi tierra, fuerte, y ſin numero: ſus dientes, diẽtes de leõ, y ſus muelas, de leon.

7. Aßoló mi vid, y deſcortezó mi higuera: deſnudando la deſnudó: y derribó, ſus ramas quedaron blancas.

8. Llora como muger moça veſtida de ſacco por el marido de ſu juueutud.

9. Pereció el preſente y la derramadura de la Caſa de Iehoua: los Sacerdotes miniſtros de Iehoua puſieron luto.

10. El campo fue deſtruydo, la tierra ſe enlutó: porque el trigo fue deſtruydo, el moſto ſe ſecó, el azeyte pereció.

11. Auergonçaos labradores, aullad viñeros, por el trigo y la ceuada; porq̃ la mieße del campo ſe perdió.

12. Secóſe la vid, y la higuera pereció, el granàdo tambien, la palma y el mançano: todos los arboles del campo ſe ſecarõ: por loqual el gozo ſe ſecó de los hijos de los hombres.

13. Ceñidhos, y lamẽtad Sacerdotes: aullad Miniſtros del altar: venid, dormid en ſaccos Miniſtros de mi Dios: porque quitado es de la Caſa de vueſtro Dios el Preſente y la derramadura.

14. Pregonad ayuno, llamad à cõgregacion, congregad los Ancianos, y todos los moradores de la tierra en la Caſa de Iehoua vueſtro Dios, y clamad à Iehoua.

15. O, dia: porque cercano eſtá el dia de Iehoua; y vendrá como deſtruycion hecha por todopoderoſo.

16. El mantenimiento no es quitado de delãte de nueſtros ojos? el alegria y el plazer de la Caſa de nueſtro Dios?

17. El grano ſe pudrió debaxo de ſus terrones, los baſtimentos fueron aßolados, los alholies deſtruydos: porque el trigo ſe ſecó.

18. Quanto gimieron las beſtias? quan atajados anduuieron los hatos de los bueyes, porque no tuuieron paſtos: tambiẽ los rebaños de las ouejas fueron aßolados.

19. A ti, ò Iehoua, clamaré; porque fuego conſumió las majadas del deſierto, y llama abrasó todos los arboles del campo.

20. Las beſtias del campo tambien bramarán à ti, porque ſe ſecaron los arroyos de las aguas, y las majadas del deſierto cõſumió fuego.