Dinamicas – Juegos con Deportes Futbol

Dinamicas - Juegos con Deportes Fútbol Al parecer es Domingo de Dinámicas Cristianas !! :) , creo que alguien esta necesitando esto y Dios me esta moviendo a trabajar todo este día en ello .Mil...

Dinamicas – Balon Mano

Continuamos nuestro compromiso de subir las Dinámicas que tenemos disponibles en Devocionales Cristianos , en esta ocasión dejamos un recurso Cristiano , juegos que puedes realizar con pelotas o balones y las manos por...

Dinamicas Cristianas Juegos con Pelota

Dinámicas Bíblicas Juegos con El Balón Creo que debo algunas disculpas a mis amigos lectores. Hace algunos meses no hemos actualizado nuestra sección de Dinámicas y Juegos Cristianos. Pues bien ¡ahora es cuando!!  Para felicidad...

138 Paginas de Dinamicas Cristianas

138 Paginas de Dinámicas Cristianas Waooo , espero que les ayude más de 138 paginas de puros juegos y dinámicas cristianas -Lo máximo !!! Disfrútenlo. Cualquier duda por favor deja tu comentario. Mil Bendiciones! www.DevocionalesCristianos.org
sketches-teatro-cristiano

8 Sketches Sobre Varios Temas: Dinámicas Cristianas

Sketches Cristianos Sobre Varios Temas de la Vida: Dinámicas Cristianas Se trata de 8 sketches de teatro para divertirse en grupos de entre 6-8. personas. Estos sketches contienen mensajes y también sirven para entretenerse y...

Nuevos Estudios

¿El Cielo es real?

Respuesta: Ciertamente el cielo es un lugar real. La Biblia nos dice que el cielo es el Trono de Dios (Isaías 66:1; Hechos 7:48-49; Mateo 5:34-35). Después que Jesús resucitó y se apareció en la tierra a Sus discípulos, “…fue recibido arriba en el cielo, y se sentó a la diestra de Dios.” (Marcos 16:19; Hechos 7:55-56). “Porque no entró Cristo en el santuario hecho de mano, figura del verdadero, sino en el cielo mismo para presentarse ahora por nosotros ante Dios.” (Hebreos 9:24). Jesús no solo entró por nosotros como precursor, sino que Él vive y tiene un ministerio actual en el cielo, sirviendo como nuestro sumo sacerdote en el verdadero tabernáculo hecho por Dios (Hebreos 6:19-20, 8:1-2).