[GRUPOMINISTERIOMUJER] Algunos consejos de belleza

ALGUNOS CONSEJOS DE BELLEZA Sí estas entre los 20 y 35 años Debes evitar que las texturas que dan un acabado brillante, esto es porque los cutis jóvenes tienden a mostrarse brillantes de forma natural. También...

Matrimonio Cristiano – La Pareja y sus Relaciones Familiares

I. El enlace que existe entre nosotros y nuestros padres A. Dios escogió la familia en la cual nací. 1. Según Salmo 127:3, ¿quién da los hijos a los padres? ¿Cómo afirman esta perpectiva Génesis 33:5 y Josué 24:3-4? 2. ¿Qué dice Salmo 139:1-16 en cuanto a nuestro origen? ¿Cómo puedo aplicar esto con las cosas que son difíciles de aceptar referentes a mis padres y a mi niñez? (Ver Juan 9:1-3)

Devocionales Cristianos – Suave y apacible

Devocionales Cristianos - Suave y apacible 1 Reyes 29:12 "Tras el terremoto vino un fuego, pero el Señor tampoco estaba en el fuego. Y después del fuego vino un suave murmullo -¿Qué haces aquí Elíasí Dios me habló...

Mujeres Cristianas – Orando con la Palabra de Dios

Amadas hermanas Dios nos no solo nos perdonó del pecado, sino también nos hizo libres de toda atadura, y nos llamó a vivir en plenitud de vida que él nos ha dado. Pero existen muchos creyentes en Cristo que no disfrutan de una verdadera libertad en sus vidas porque todavía hay algunas ataduras o fortalezas espirituales que les impiden alcanzar esa vida abundante que Cristo nos dio. Las fortalezas son obstáculos para recibir la bendición de Dios antes de empezar a orar por los nuestros debemos ser libres de ataduras que sean impedimento para que los nuestros alcancen la santidad y el propósito que Dios tiene para ellos. ¿Cómo podemos lograr eso? El primer paso es reconocer nuestra fortaleza o atadura; la mitad de la victoria está en reconocer ante el Señor nuestra condición. Segundo paso: Debemos recordar que una fortaleza es algo que esta dentro de nosotros y que nos roba nuestro futuro en Cristo, heridas del pasado, pecados, resentimientos, falta de perdón etc. El tercer paso es comenzar a orar declarando la palabra de Dios. Recuerda que el mensaje de Cristo es de restauración y no de condenación.

Versículos Bíblicos

>