Dios escuchó tu oración, Y ÉL CONOCE TUS NECESIDADES, TUS SUEÑOS Y DESEOS. ¡NO TEMAS!

Ahora pues, no temas, hija mía; yo haré contigo lo que tú digas, pues toda la gente de mi pueblo sabe que eres mujer virtuosa. Ruth 3:11

https://www.devocionalescristianos.org/biblia/la-biblia/Reina-valera-1960/ruth-3.php