Inicio Etiquetas La gracia de Dios

Etiqueta: la gracia de Dios

Dios-con-nosotros-quien

SI DIOS ES POR NOSOTROS, ¿QUIÉN CONTRA NOSOTROS? (Romanos 8:31)

Podemos vencer, con la gracia de Dios Muchos de los personajes más grandes de la historia son aquellos que se enfrentaron a las más grandes adversidades. El fracaso nunca te sobrecogerá si tu determinación para confiar en Dios por medio de la fe, es...
legalismo-gracia-Dios-Biblia

No Desecho La Gracia: ¿Legalismo o gracia de Dios?

Gálatas 2:21 No Desecho La Gracia de Dios. Imagínate que vas al hospital a Urgencias y te piden que te vayas porque estás sangrando y manchando el suelo. Jesús se topó con esa mentalidad legalista cuando sanó el día sábado a la mujer que estaba encor...
la-gracia-de-Dios-biblia-versiculos

¿La Gracia de Dios o Nuestro Comportamiento?

La Gracia de Dios: "ESTOS ÚLTIMOS" LOS HAS TRATADO IGUAL QUE A NOSOTROS (Mateo 20:12) En la parábola de Jesús de los trabajadores de la viña, se contrata a cinco grupos de jornaleros. El primer grupo se quejó cuando los que habían trabajado sólo una...

¿Cómo Crecer En La Gracia Divina?

¿Cómo Crecer En La Gracia Divina? "NO NOS ATREVEMOS A... COMPARARNOS..." (2 Corintios 10:12) Chuck Swindoll escribió: "Cuando otros no comparten tu punto de vista, ¿muestras desaprobación? ¿Y qué dices cuando alguien tiene un coche más nuevo o una ...

Crecimiento Postraumático Cristiano Y La Biblia

Crecimiento Postraumático Cristiano Y La Biblia "EN MEDIO DE TODOS NUESTROS PROBLEMAS. JESUCRISTO NOS DARÁ LA VICTORIA TOTAL" (Romanos 8:37 TLA) Igual que hay un estado conocido como "estrés postraumático", los investigadores ahora hablan de un "cr...

Devocional Diario – ¿Qué pensar de una conversión de última hora?...

¿Qué pensar de una conversión de última hora? La Biblia da un ejemplo de tal conversión para mostrar que esto es posible; pero sólo uno, porque no es común y no debe servir de excusa a nadie para postergar su decisión. Se trata de la conversión de uno de los dos malhechores crucificados con Jesús. Al principio, juntamente con su compañero, insultaba a Jesús (Mateo 27:44), pero luego se convirtió y defendió al Señor. Fue un cambio rápido, pero profundo y completo. Hasta se pueden tomar sus palabras como ejemplo para mostrar las etapas de una conversión sincera (Lucas 23:39-43):