Inicio Etiquetas Matrimonio

Etiqueta: Matrimonio

Jeffrey De Leon :Esperando hasta el Matrimonio para tener Sexo

Seria bueno empezar aclarando que Dios inventó el sexo. Él es el experto en este tema. No fueron los humanos ni los marcianos que se inventaron este excelente regalo de Dios. Por eso la Biblia tiene mucho que decir tocante al sexo. Desde el comienzo Génesis nos enseña que: • Dios inventó el sexo para disfrutarse dentro del matrimonio entre un hombre y una mujer.

100 Preguntas Que Debes Hacer Antes De Que Digas “Sí… Acept...

100 Preguntas Importantes que debes antes de Casarte Preguntas Antes de Decir Si Acepto Hola a todos, navegando por la web encontré esta serie de preguntas, las cuales vale la pena considerar antes de tomar la decisión de casarte. Para muc...

Mensaje Para Matrimonios Destrozados

Matrimonios Destruidos Y ¿Cómo Restaurarlos? por José Alfredo Lievano Una de tantas razones por las que muchas personas casadas buscan a ALGUIEN fuera del matrimonio, es por la SEQUEDAD y DESOLACIÓN total que existe en su relación conyugal. Lo que...

Matrimonios: ¿Cómo restaurar la relación matrimonial?

¿Tu relación es todo un rompecabezas? Te damos algunas pistas de los psicoterapeutas de pareja para encontrar la solución. SEÑALES DESTRUCTIVAS La mayoría de las parejas enfrentan los mismos problemas que se transforman en ?bolas de nieve? que llegan...

Ministerio Mujer – Mayordomía del Sexo y Matrimonio

MAYORDOMIA DEL SEXO Y MATRIMONIO  La administración de nuestra vida sexual de los solteros se basa en nuestro conocimiento y respeto a la Palabra de Dios, y a tener conciencia de la presencia del Espíritu Santo en nuestro ser? Por: Jorge Soria ...

El Devocional Diario Cristiano – El domingo, primer día de la sem...

Era domingo, día de la resurrección de Cristo, cuando María Magdalena, muy de mañana, fue al sepulcro donde se había puesto el cuerpo de Jesús. La piedra que cerraba el acceso había sido quitada y la tumba estaba vacía. Después de averiguar lo sucedido, Pedro y Juan volvieron a los suyos, pero María se quedó llorando. De repente, alguien se le acercó y la llamó por su nombre. ¡Qué inmensa emoción! ¡Era su amado Maestro! Le encargó un mensaje de incalculable alcance para sus “hermanos”: de ahí en adelante, Su Padre sería el de ellos, y Su Dios también sería el Dios de ellos (Juan 20:17).