Hablando a la montaña como Jesús

Recuerda: Tu montaña siempre será cualquier situación adversa por la que estás pasando. Dirígete a ella con autoridad y mándale que se mueva en el nombre de Jesús.

Aquí un secreto para el día de hoy: Los que fracasan siempre hablan de sus montañas; los victoriosos siempre le hablan a sus montañas.

Dios te una mente y un sentido común, para analizar tus experiencias conforme a la situación. Mira tu montaña como un conjunto de piedritas, las cuales serán fáciles de mover cuando tienes una fe enfocada.

Marcos 11:23 “Porque de cierto os digo que cualquiera que dijere a este monte: Quítate y échate en el mar, y no dudare en su corazón, sino creyere que será hecho lo que dice, lo que diga le será hecho.”