Archivo de Etiquetas: romanos

Cristiano, ¿Cuáles Son Tus Convicciones?

Cristiano, ¿Cuáles Son Tus Conviccionesí “NO OS CONFORMÉIS A ESTE MUNDO…” (Romanos 12:2) Howard Hendricks dijo: “Una creencia es algo por lo que puedes discutir; pero una convicción es algo por lo que puedes morir”. Saber qué hacer (el conocimiento), cuándo hacerlo (la sabiduría), y cómo hacerlo (la capacidad) no tiene valor si no va acompañado de la certeza de que realmente se va a realizar (la obediencia). La gente sin convicción sigue a la masa, motivo por el que Pablo escribió: “No os conforméis a este mundo…” (Romanos 12:2). Si no adoptamos una postura acerca de algo, ¡nos “enamoraremos” ...

Leer más »

¡Un buen motivo para alegrarte en Dios!

¡Un buen motivo para alegrarte según la Biblia! “…NO… TEMÁIS, PORQUE NADA HAY ENCUBIERTO QUE NO HAYA DE SER DESCUBIERTO…” (Mateo 10:26) ¿Te gustaría que todos tus pensamientos privados y pecados fueran descubiertosí La Biblia dice que va a ocurrir. Escucha: “…cada uno de nosotros dará a Dios cuenta de sí” (Romanos 14:12); “…todas las cosas están desnudas y abiertas a los ojos de Aquel a Quien tenemos que dar cuenta” (Hebreos 4:13b); “Él revela lo profundo y lo escondido, conoce lo que está en tinieblas…” (Daniel 2:22); “…toda palabra ociosa que hablen los hombres, de ella darán cuenta en ...

Leer más »

Mensajes Cristianos – ¿Pones a otros en primer lugar?

Mensajes Bíblicos – ¿Pones a otros en primer lugar? “…EN CUANTO A HONRA, PREFIRIÉNDOOS LOS UNOS A LOS OTROS” (Romanos 12:10b) No seas como el jefe que escribió esta nota a su director de personal: “Busque en la empresa por un joven alerta y con talento que pueda reemplazarme. Cuando lo encuentre – ¡despídale!”. Es posible que te rías, pero si te sientes amenazado constantemente por la aptitud o el éxito de otra persona, entonces tienes un problema que necesita ser tratado. Ese problema es la inseguridad y la envidia, las cuales impedirán tu crecimiento y limitarán seriamente tu futuro. ...

Leer más »

Devocionales Cristianos – La ley revela el pecado

La ley no solamente reprime los pecados que he cometido, sino que juzga mi naturaleza pecadora, por ejemplo: mi incapacidad para amar a Dios y a mi prójimo como ella lo prescribe. El pecado me coloca, pues, inexorablemente bajo la condenación de la ley de Dios… Pero de ella estoy liberado de la misma forma en que he sido liberado del pecado: por la muerte (es decir, mi muerte con Cristo, v. 4). Cuando un culpable muere, la justicia humana no puede hacer nada más contra él.

Leer más »