Versículos Bíblicos



Colosenses 1 - Biblia de nuestro Pueblo

Salutación

1. Saludo y acción de gracias Pablo, apóstol de Cristo Jesús por voluntad de Dios, y el hermano Timoteo

2. a los consagrados de Colosas, hermanos fieles en Cristo: Gracia y paz a ustedes de parte de Dios nuestro Padre.

Pablo pide que Dios les conceda sabiduría espiritual

3. Siempre que rezamos por ustedes damos gracias a Dios, el Padre de nuestro Señor Jesucristo,

4. porque estamos enterados de su fe en Cristo Jesús y del amor que tienen a todos los consagrados,

5. a causa de la esperanza que les está reservada en el cielo. Ustedes alcanzaron esta esperanza cuando les llegó el mensaje verdadero de la Buena Noticia,

6. el cual está dando fruto y creciendo en todo el mundo, lo mismo que entre ustedes, desde el día que oyeron hablar y conocieron de verdad la gracia de Dios.

7. Así lo aprendieron de Epafras, mi querido compañero, fiel ministro de Cristo al servicio de ustedes.

8. Él me ha informado del amor que les inspira el Espíritu.

9. Oración por los colosenses Por eso nosotros, desde que nos enteramos, no hemos dejado de orar por ustedes, pidiendo: que Dios les haga conocer plenamente su voluntad y les dé con abundancia sabiduría y el sentido de las cosas espirituales;

10. que lleven una vida digna del Señor, agradándole en todo, dando fruto de buenas obras y creciendo en el conocimiento de Dios;

11. que él, con la fuerza de su gloria, los haga fuertes de modo que puedan soportarlo todo con mucha fortaleza y paciencia;

12. que con alegría den gracias al Padre que los ha preparado para compartir la suerte de los consagrados en el reino de la luz;

13. porque él los arrancó del poder de las tinieblas y los hizo entrar al reino de su Hijo querido,

14. por quien obtenemos el rescate, el perdón de los pecados.

Reconciliación por medio de la muerte de Cristo

15. Cristo, salvador y primogénito de toda creatura Él es imagen del Dios invisible, primogénito de toda la creación,

16. porque por él fue creado todo, en el cielo y en la tierra: lo visible y lo invisible, majestades, señoríos, autoridades y potestades.

17. Todo fue creado por él y para él, él es anterior a todo y todo se mantiene en él.

18. Él es la cabeza del cuerpo, es decir, de la Iglesia. Él es el principio, el primogénito de los muertos, para ser en todo el primero.

19. En él decidió Dios que residiera la plenitud;

20. por medio de él quiso reconciliar consigo todo lo que existe, restableciendo la paz por la sangre de la cruz tanto entre las criaturas de la tierra como en las del cielo.

21. Antes, a causa de sus pensamientos y sus malas obras, ustedes eran extraños y enemigos de Dios;

22. ahora, en cambio, por medio del cuerpo carnal de Cristo, entregado a la muerte, han sido reconciliados y presentados ante él: santos, intachables, irreprochables.

23. Esto requiere de ustedes que se mantengan firmes y bien fundamentados en la fe, sin abandonar la esperanza que conocieron por la Buena Noticia, proclamada a todas las criaturas que están bajo el cielo y de la cual, yo, Pablo, fui constituido ministro.

Ministerio de Pablo a los gentiles

24. Ministerio de Pablo Ahora me alegro de sufrir por ustedes, porque de esta manera voy completando en mi propio cuerpo, lo que falta a los sufrimientos de Cristo para bien de su cuerpo que es la Iglesia.

25. Por disposición de Dios he sido nombrado ministro de ella al servicio de ustedes, para dar cumplimiento al proyecto de Dios:

26. al misterio escondido por siglos y generaciones y ahora revelado a sus consagrados.

27. A ellos quiso Dios dar a conocer la espléndida riqueza que significa ese secreto para los paganos: Cristo para ustedes, esperanza de gloria.

28. Nosotros le anunciamos, aconsejando y enseñando a cada uno la verdadera sabiduría, a fin de que todos alcancen su madurez en Cristo.

29. Por esta razón trabajo y peleo, con la energía suya que actúa eficazmente en mí.

>