Home / Articulos Cristianos / 4 Poderosas Razones Para Confiar En Dios

4 Poderosas Razones Para Confiar En Dios

Razones Bíblicas Para Confiar en Dios y La Biblia

1) La Profecía Bíblica

Me gusta pensar en la profecía como una historia de lo que va acontencer escrita previamente. Por esta razón podemos confiar en Dios antes de cualquier cosa, pero esta historia sólo tendrá sentido para nosotros cuando la veamos desplegarse de atrás para adelante. Un ejemplo sería cuando el Mesías (Jesús) fue profetizado para nacer de una virgen (Isaías 7:14; Mateo 1:23).

Para el mundo, esto no tiene ningún sentido, pero para aquellos que somos salvos, es el cumplimiento de la promesa de Dios.

La promesa fue hecha a Abraham, y se le dijo que todas las naciones serían bendecidas por su simiente. Esta promesa se encuentra en Génesis 22:18; donde Dios le dice a Abram (más tarde con nuevo nombre Abraham) “en tu simiente serán benditas todas las naciones de la tierra, porque has obedecido mi voz”.

Esta promesa fue confirmada porque la “simiente” que bendeciría al mundo entero haciendo posible la salvación es Jesucristo, un descendiente de Abraham (Mt 1:1).

2) La Soberanía de Dios

La historia es “Su” historia y es determinada por Él antes de que existiera la tierra (Ef 1) para que podamos confiar en nuestro futuro y en el final de los tiempos por que estamos en las manos de Dios, y porque Él es el Autor de la historia y la historia es “su historia” escrita previamente pero determinada por el mismo y ¿quién puede cambiar lo que Dios ha decretado?

Isaías 14,27 dice exactamente eso: “Jehová de los ejércitos se ha propuesto, ¿y quién lo anulará? Su mano está extendida, ¿y quién la hará retroceder?”

razones-confiar-Dios-biblia

Razones por la cual debemos confiar en Dios

3) La Confianza

¿No podemos confiar en un Dios que tiene todas las cosas en Sus manos y nada sucede sin Su propósito expreso de que así será?

Cuando Jesús envió a los discípulos al otro lado del mar, sabía muy bien que vendría una tormenta. Cuando Jesús fue con ellos y durmió en la barca, “se levantó una gran tempestad sobre el mar, de modo que la barca estaba siendo inundada por las olas; pero él dormía” (Mt 8,24).

Cuando los discípulos gritaron atemorizados: “Sálvanos, Señor, que perecemos” (Mt 8,25), Jesús dijo: “¿Por qué tienen miedo, hombres de poca fe?

Entonces se levantó y reprendió a los vientos y al mar, y hubo una grande bonanza” (Matt 8, 26). Dios puede permitir que pasemos a través de las tormentas, pero Él pasará con nosotros, así como lo hizo con los discípulos y sólo Él puede calmar la tormenta, así que nuestra reacción debe ser como la de los discípulos que dijeron: “¿Qué clase de hombre es éste, que aun los vientos y el mar le obedezcan” (Mt 8:27)?

4) El Presciencia De Dios

Trata de entender que “hemos obtenido una herencia, habiendo sido predestinados según el propósito del que hace todas las cosas según el designio de su voluntad” (Ef 1,11) y cuando tú y yo “oímos la palabra de la verdad, el evangelio de tu salvación, y creímos en él, fuimos sellados con el Espíritu Santo de la promesa” (Ef 1,13) y esto, “es la garantía de nuestra herencia hasta que adquirimos posesión de ella, para alabanza de su gloria” (Ef 1,14).

Podemos confiar en un Dios que predestina las cosas y luego se asegura de que se cumplan.

Felipe Yancey lo expresó bien cuando dijo que la fe significa confiar por adelantado en lo que sólo tendrá sentido después, así que debemos aprender a ver la profecía como algo seguro; debemos tener fe en Su soberanía en todas las cosas; debemos confiar en que todas las cosas nos ayudan para nuestro bien (Ro 8:28); y debemos confiar en que Dios ya ha propuesto en Su corazón lo que será y que somos parte de Sus propósitos divinos que se extenderán por toda la eternidad.

Pasos Para Confiar en Dios

La confianza no es algo fácil de conseguir, pero es una de las partes más importantes de nuestra relación con Dios.

Cuando los tiempos son difíciles y las cosas no van como queremos, es cuando nos resulta más difícil confiar en Dios.

Dudamos que Dios venga en nuestra ayuda, nos falta fe en Sus promesas, y nos preocupamos con pensamientos de ansiedad sobre nuestro futuro.

El problema es que esto es exactamente lo opuesto de cómo Dios quiere que reaccionemos a las circunstancias difíciles en nuestras vidas.

Dios quiere que confiemos en Él cuando tenemos dudas y no sabemos qué hacer.

Él quiere que creamos en Sus promesas cuando pensamos que las cosas van a empeorar.

Entonces, ¿cómo puedes confiar en Dios cuando sientes que confiar en Dios es imposible?

Sigue leyendo para averiguarlo.

En primer lugar, ¿qué es la confianza?

El diccionario define la confianza como: “La creencia de que alguien o algo es confiable, bueno, honesto o efectivo”.

Todos sabemos que Dios es la encarnación completa de esta definición y mucho más porsupuesto.

Entonces, ¿por qué es tan difícil para nosotros confiar en Él?

Creo que es porque nuestro entorno (por ejemplo, la sociedad) nos ha programado para no confiar en nadie ni en nada.

Creo que todos conocemos la afirmación: “Es demasiado bueno para ser verdad”.

Significa que cuanto mejor se ve alguien o algo, más probable es que encontremos fallas en ellos debido a nuestra incredulidad.

Muchas veces, esto se convierte en una segunda naturaleza para nosotros y ni siquiera sabemos que lo estamos haciendo. Se incrusta en nuestro subconsciente.

Pero ese no es el caso con Dios. ¡Dios nunca es demasiado bueno para ser verdad!

De hecho, Dios quiere sorprendernos de una GRAN manera. Lee y compruebe lo que dice el versículos bíblico abajo.

3 Pasos Para Confiar Más en Dios En Tu Vida

Te sorprendería saber que la confianza es como un músculo de tu cuerpo.

Cuanto más se ejerce, más crece y se fortalece. Entonces, ¿cómo puedes fortalecer tu músculo de confianza?

He aquí algunos ejercicios practicos que te servirán:

1. Entragate tu y todos tus problemas a Dios.

Cuando te das cuenta de que hay fuerza sobrenatural disponible para ti desde arriba, entonces tu perspectiva de la vida cambiará.

Puedes pasar de la preocupación a la adoración al darte cuenta de que Dios está en control de cada circunstancia en tu vida.

Deja que Él sea tu Maestro y el maestro de todo en tu vida.

Una vez que dejes de tratar de hacer las cosas con tus propias fuerzas, Dios tomará el control y te elevará a nuevas alturas.

2. Reemplace los pensamientos negativos con pensamientos positivos.

Sus pensamientos son extremadamente poderosos y pueden afectar cosas como su estado de ánimo, su actitud, y sí, incluso sus acciones.

Así que cuando te encuentres pensando en pensamientos negativos que te están deprimiendo, comienza a pensar en escrituras positivas que te eleven fuera de la situación.

Tu puedes hacer esto al memorizar una de sus escrituras favoritas. Por ejemplo:

Confía en el Señor con todo tu corazón, y no te apoyes en tu propia prudencia; Reconócelo en todos tus caminos, y él enderezará tus veredas. Proverbios 3:5-6

Sigue repitiendo ese versículo positivo en voz alta, como este de Proverbios, hasta que sus pensamientos negativos sean reemplazados por la paz de Dios que trasciende todo entendimiento.

3. Pídele a Dios que te dé paciencia.

Es un hecho que Dios vendrá a tu auxilio en el momento correcto. Nunca te fallará.

Necesitarás permanecer en oración durante este tiempo porque tu fe será probada.

Durante tu prueba, pídale a Dios que te dé paciencia y que te ayude a confiar en que Él sabe lo que es mejor para ti.

Recuerda, Dios nunca llega en un segundo tiempo, siempre llega a tiempo.

Una llave para llevar: Confía en Dios con tu vida.

Espera que le sucedan cosas buenas. Espera grandeza. Espera el favor de Dios en todas las áreas de su vida.

Esto no significa que la vida será fácil, pero sí significa que Dios te liberará de cada situación mala que estés.

Muchas son las aflicciones del justo, pero de todas ellas lo librará el Señor. Salmo 34:19

Sepa que Dios puede y obrará milagros en su favor. Él puede y moverá montañas por ti.

Todo lo que tienes que hacer es confiar en que Él vendrá en tu ayuda.

La bendicion de confiar en Dios

4 Bendiciones de Confiar en Dios + 1 Maldición por no confiar en Dios

Elija la vida

Cuando tiene que tomar una decisión, ¿no es sensacional cuando conoce el resultado de cada opción con anticipación? Quiero decir, hace que sea más fácil decidir cuándo sabes lo que vas a conseguir con cada decisión.

Justo antes de que los israelitas se dirijan a la Tierra Prometida, Dios dice: “Puedes elegirme a mí y tener muchas bendiciones, o puedes elegir a otro dios y perder todas mis bendiciones” (Deuteronomio 30:11-20).

Una elección fácil, ¿verdad?

Creo que el escritor del Salmo 125 tenía en mente ese pasaje de Deuteronomio cuando escribió su música de ascensión.

Básicamente, dice, puedes confiar en Dios (v. 1) o puedes caminar por caminos torcidos (v. 5). ¿Qué significa confiar en Dios? Literalmente significa tener una expectativa segura de que Él es quien dice ser, y que hace lo que dice que va a hacer.

Para facilitar la decisión, el escritor enumera cuatro bendiciones que vienen cuando confiamos en Dios:

1)Llegamos a ser tan seguros e inquebrantables como el Cielo (v. 1).

2) Experimentamos la “cercanía” de Dios por encima, alrededor, y por debajo de nosotros (v. 2).

3) Escapamos de las garras del mal (v. 3).

4) Experimentamos que Dios hace el bien por nosotros (v. 4).

Por supuesto, también podemos elegir no confiar en Dios. Podemos intentar otro camino por nuestra cuenta. La maldición por hacer eso es muy triste – Dios permitirá que aquellos que no responden a Su voz se alejen de Él (v. 5).

Así como la historia del hijo pródigo (en Lucas 15), el Padre te permitirá que te alejes, pero Él continuará por mucho tiempo esperando por ti. Y esperemos que, como ese hijo descarriado, “recobres el sentido común” y vuelvas con tu Padre.

Cuando lo hagas, Él correrá hacia ti, te envolverá en Su amor, restaurará a tu familia, y te permitirá experimentar ¡todas Sus bendiciones de nuevo!

La elección depende de ti. Te ruego que elijas la vida, la bendición y la cercanía, y la bondad de Dios hacia ti.

Libros Ebooks Cristianos

Sobre Pastor Carlos Vargas Valdez

Es esposo de la mejor mujer, padre de 2 hijos maravillosos, pastor de jóvenes y director de Desafío Joven. En los últimos 12 años ha trabajado con jóvenes, padres y líderes juveniles. Estudio en Rhema Bible Training Center. Su servicio con la palabra de Dios se ha extendido por más de 27 países en 13 idiomas. Es director ejecutivo y consultor de varios ministerios cristianos, desarrollando conferencias, cursos bíblicos, libros, estudios, devocionales, vídeos y recursos para la vida espiritual.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Comparte23
WhatsApp
Tweet
+1
Pin1
26 Compartir