Inicio Etiquetas Martha Bardales

Etiqueta: Martha Bardales

Hablando con el Enemigo – La Historia de Saul

LA HISTORIA DE SAUL Y LA BRUJA Samuel le dijo a Saúl: ¿Por qué me molestas, haciéndome subir? Estoy muy angustiado respondió Saúl. Los filisteos me están atacando, y Dios me ha abandonado. Ya no...

DEVOCIONALES CRISTIANOS – LOS DEBILES Y FUERTES EN LA FE

Devocional Diario - Débiles y fuertes en la Fe Recibir al débil en la fe, pero no para contender sobre opiniones. Romanos 14:1; Cada uno esté plenamente convencido en su propia mente. Romanos 14:5 Algo feo...

Devocionales Cristianos – ¡Ojalá rasgaras los cielos, y descendieras!

DEVOCIONAL CRISTIANO - ¡OJALA RASGARAS LOS CIELOS, Y DESCENDIERAS! ¡Ojalá rasgaras los cielos, y descendieras! ¡Ojalá rasgaras los cielos, y descendieras! ¡Las montañas temblarían ante ti, como cuando el fuego enciende la leña y hace que hierva el agua! Así...

Los Cristianos – El síndrome del puercoespín

Los Cristianos - El síndrome del puercoespín Los Cristianos evangélicos unidos en una gran familia, unidos en comunión "Ese día, unas tres mil personas creyeron en el mensaje de Pedro. Tan pronto como los apóstoles los...

Estudios Bíblicos – ¿Qué gano con esto de seguir a Jesús?

¿Qué gano con esto de seguir a Jesús? Versículo clave: Mateo 19:27 ¡Mira, nosotros lo hemos dejado todo por seguirte! le reclamó Pedro. ¿Y qué ganamos con eso? Marcos 10:28 ¿Qué de nosotros, que lo hemos dejado todo y te hemos seguido? comenzó a reclamarle Pedro. Una tarde Jesús estaba enseñando acerca de la relación entre él y su Padre, pero sus oyentes parecían no entender lo que él les estaba revelando:

Devocionales Cristianos para Mujeres – Malos pasos

Oseas 6 (Reina-Valera 1995) "Venid y volvamos a Jehová, pues él nos destrozó, mas nos curará; nos hirió, mas nos vendará. Después de dos días nos hará revivir, al tercer día nos levantará, y viviremos delante de él. Esforcémonos por conocer a Jehová: cierta como el alba es su salida. Vendrá a nosotros como la lluvia, como la lluvia tardía y temprana viene a la tierra. ¿Qué haré contigo, Efraín? ¿Qué haré contigo, Judá? Vuestra piedad es como nube matinal, como el rocío de la madrugada, que se desvanece. Por eso los he quebrantado mediante los profetas; con las palabras de mi boca los maté, y tus juicios brotarán como la luz. Porque misericordia quiero y no sacrificios, conocimiento de Dios más que holocaustos.