Devocional – La Celebracion Diaria de la Resurreccion

por Pr. Charles Stanley

Lucas 24:1-9

1 El primer día de la semana, muy de mañana, vinieron al sepulcro, trayendo las especias aromáticas que habían preparado, y algunas otras mujeres con ellas.2 Y hallaron removida la piedra del sepulcro;3 y entrando, no hallaron el cuerpo del Señor Jesús.4 Aconteció que estando ellas perplejas por esto, he aquí se pararon junto a ellas dos varones con vestiduras resplandecientes;5 y como tuvieron temor, y bajaron el rostro a tierra, les dijeron: ¿Por qué buscáis entre los muertos al que vive?6 No está aquí, sino que ha resucitado. Acordaos de lo que os habló, cuando aún estaba en Galilea,7 diciendo: Es necesario que el Hijo del Hombre sea entregado en manos de hombres pecadores, y que sea crucificado, y resucite al tercer día.(A) 8 Entonces ellas se acordaron de sus palabras,9 y volviendo del sepulcro, dieron nuevas de todas estas cosas a los once, y a todos los demás.

La historia del Domingo de Resurrección es un mensaje de esperanza. Pero muchas personas sólo celebran esta fiesta con bombones de chocolate y con el juego de los huevos decorados, porque no conocen su propósito real. El evangelio es la preciosa noticia que Jesús pidió a sus seguidores que divulgaran por todas las naciones (Mt 28.19). Él espera que cada uno de nosotros esté preparado para responder a quienes sientan curiosidad por la esperanza que hay en nosotros (1 P 3.15).

El cristianismo no tiene comparación. Otras religiones y doctrinas tienen la filosofía del “hacer” algo. En otras palabras, para alcanzar la vida terna, los seguidores tienen que seguir las instrucciones de los líderes, obedecer ciertas reglas y dar el dinero que se les pida. La vida cristiana también incluye las buenas obras, obedecer unos mandamientos y diezmar. Pero estas actividades son el resultado de servir a Cristo, no un método para ganar el cielo. En vez de poner nuestra esperanza en la ambición humana, reconocemos a Jesús como el único camino hacia Dios Padre.

El propósito fundamental de la venida de Jesús, fue morir por los pecados de la humanidad. De haberse Él quedado en la tumba, todo el mundo tendría que pagar su deuda. Pero Jesús venció la tumba, lo que significa que sus seguidores pueden

hacer lo mismo. Quienes creen en Él, son librados del castigo de la muerte eterna

e invitados a pasar la eternidad con Dios.

¿Qué está usted haciendo con el maravilloso mensaje del amor de Diosí La comisión

de “id, y haced discípulos” tiene que ser parte integral de la vida de todo creyente. Debemos dar a conocer a Jesús en el trabajo y entre los amigos. Es decir,

debemos celebrar la Resurrección cada día.

  • Debemos tener espiritu de gratitud por la muestra de amor que mostro nuestro “SEÑOR” al dar su vida por nosotros para salvarnos de una muerte segura al resucitar vencio al maligno y le quito toda potestad sobre nosotros.