Hacer La Diferencia Y Ser La Diferencia

Hacer la diferencia y ser la diferencia.

Desde los tiempos antiguos la maldad del hombre ha existido y ha proliferado, este tiempo no es la excepción, encontramos cumplida la palabra cuando dice:

2 Timoteo 3:1-5 “1 También debes saber esto: que en los postreros días vendrán tiempos peligrosos. 2 Porque habrá hombres amadores de sí mismos, avaros, vanagloriosos, soberbios, blasfemos, desobedientes a los padres, ingratos, impíos, 3 sin afecto natural, implacables, calumniadores, intemperantes, crueles, aborrecedores de lo bueno, 4 traidores, impetuosos, infatuados, amadores de los deleites más que de Dios, 5 que tendrán apariencia de piedad, pero negarán la eficacia de ella; a éstos evita.”

Es una realidad, pero no solo es en este tiempo, sino que siempre ha sido, pero así como abunda el pecado, abunda también la gracia, es por ello que aún vivimos, porque si no fuera así, Dios habría acabado con la humanidad.

En los tiempos de Noé, en los tiempos de Sodoma y Gomorra, Dios no toleró más, pero ahora gracias al señor Jesucristo estamos vivos, con la oportunidad de arrepentirnos y enderezar nuestro camino.

No cerremos nuestros ojos ni nuestros oídos, Dios sigue esperando que dejemos ese adormecimiento, sigue esperando que nos levantemos en justicia, sigue esperando que el sacrificio de su Hijo no sea en vano.

diferencia entre ser y hacer biblia.jpg

Hacer La Diferencia Y Ser La Diferencia

Dios realmente nos ama, al grado de seguir conservando su propósito para cada uno de nosotros, hoy la invitación es a hacer la diferencia y ser la diferencia, así como el Apóstol pablo le dijo a Timoteo:

2 Timoteo 3:14-17 “14 Pero persiste tú en lo que has aprendido y te persuadiste, sabiendo de quién has aprendido; 15 y que desde la niñez has sabido las Sagradas Escrituras, las cuales te pueden hacer sabio para la salvación por la fe que es en Cristo Jesús. 16 Toda la Escritura es inspirada por Dios, y útil para enseñar, para redargüir, para corregir, para instruir en justicia, 17 a fin de que el hombre de Dios sea perfecto, enteramente preparado para toda buena obra.

Persistamos en lo que sabemos es de Dios, persistamos y resistamos aun cuando la presión se acrecenté, mantengámonos en el camino hacia la perfección y en la honra a Dios.

Los que hemos conocido el amor, mantengámonos en el amor unos con otros, procuremos hacer el bien a todos, no nos cansemos por más que parezca que no hay más que hacer, Dios espera que perseveremos.

Dios les bendiga.

Libros Ebooks Cristianos

Sobre Antonio Morales Anell

Líder de Varones, Responsable del Área Educativa y Relaciones Públicas en la Agrupación Religiosa Iglesias Cristianas de Restauración y Vida en México. En el último año he trabajado con mucha dedicación en la serie “Aprendiendo Buenas Características”, el cual a esta fecha consta de 170 devocionales relacionados precisamente con buenas características que como cristianos debemos aprender. Esposo de la Presbitera Isabel Cristina Hernández García.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

108 Compartir
Comparte98
WhatsApp
Tweet
+19
Pin1
Email