Tiempo Propicio

“Porque toda la ley en esta sola palabra se cumple: Amarás a tu prójimo como a ti mismo” (Gálatas 5:14).

El marqués de Lafayette fue un general francés y político que se juntó a la Revolución Americana y se volvió un amigo de George Washington. Un hombre influyente en Estados Unidos y Francia, Lafayette también era un hombre de grande compasión. La cosecha de 1782 fue pobre, pero el administrador de su propiedad llenó sus graneros con trigo.

“La cosecha mala pujó del trigo”, dijo su empleado. ” Es el tiempo propicio para vender”. Lafayette pensó en los campesinos hambrientos en las aldeas y contestó: “No, es tiempo propicio para dar”.

el amor real es frecuentemente medido por nuestra buena voluntad en compartir aquello que poseemos. A veces, la cosa que agarramos con más firmeza en nuestras manos es aquello que Dios nos pide para dar a Él.

Si nosotros tuviésemos que contestar a la misma pregunta:
“¿Para que es este tiempo propicio?” ¿qué hablaríamosí
¿Diríamos que es tiempo de recibir o de dará ¿Diríamos que es tiempo de buscar bendiciones o de ser una bendición?
¿Diríamos que es tiempo de mostrar que somos verdaderos cristianos o eso no tendría ninguna importancia?

La Biblia dice que el mundo “yace en el maligno” y nunca vemos momentos de tanta vanidad, egoísmo, indiferencia y falta de amor. Las personas solo piensan en sí mismas y ignoran todo el más que acontece alrededor. Lo importante es ganar, llevar ventajas, prosperar, ganar dinero, tener todo aun cuando otros no tengan nada. Es el famoso “cada uno por sí”. Y la palabra del Señor Jesus “amar al prójimo como la sí mismo” queda guardada en lugar ocultado e ignorado.

¿Podemos decir que somos cristianos, actuando de forma contraria a las enseñanzas de Cristo? ¿Podemos predicar el Evangelio sin vivir lo qué predicamosí ¿Podemos llegar delante de Dios sin nada a presentarle con relación a nuestra vida en este mundo?

El tiempo es propicio para que empecemos a ser verdaderos cristianos.

  • en nuestro diario vivir vemos y oimos las necesidades del mundo, y es verdad aveces se nos es deficil compartir, en la que que debemos aprender a dar con amor y pensando que alguien va a disfrutar tambien..Dios bendiga con toda bendicion a todos que forman este grupo y dan su tiempo..espero esto no sea sembrado en el desierto..gracias