Claves-Para-Abrir-Grandes-Puertas-Biblia-Versiculos-Biblicos
¿Cuáles Son Las Claves Para Abrir Grandes Puertas Según La Biblia?

¿Cuáles Son Las Claves Para Abrir Grandes Puertas Según La Biblia?

Sé siempre humilde, la arrogancia es detestable, creerte una «gran eminencia» solo provocará que no te soporten.

Mira lo que dice la palabra de Dios: «Pero Él da mayor gracia. Por esto dice: Dios resiste a los soberbios, y da gracia a los humildes» Santiago 4:6.

Sé honesto en todo, nunca trates de engañar a nadie porque tarde o temprano tendrás consecuencias negativas. Todo lo que siembres cosecharas. «El Señor aborrece las pesas falsas y reprueba el uso de medidas engañosas» Proverbios 20:23 (NVI).

Usa palabras amables, debes tener un buen trato siempre, no importa con quien, aprendí que no hay que menospreciar a nadie, tú no sabes de donde se pueden abrir nuevas puertas, a Dios le agrada que tratemos bien a todos, nuestro corazón no debe ser odioso e intolerante.

Estamos siendo observados en todo tiempo y detrás de la persona que menos imaginas puede haber puertas grandes, no te guíes nunca por las apariencias. A las personas con autoridad (jefes, gerentes, líderes, etc.) les agradan los amables y transparentes. «El rey se complace en los labios honestos; aprecia a quien habla con la verdad» Proverbios 16:13 (NVI).

Aprende a pedir disculpas si te equivocaste, lo mejor que puedes hacer cuando cometes errores es reconocer los y pedir perdón. Esta es la forma más fácil de corregir las fallas, no te justifiques, todos te comprenderán por qué somos humanos. Y esto te hace aún más transparente y confiable.

Sé una persona enseñable, no te hagas «el sabelotodo», siempre podrás aprender algo de los demás, sobre todo de los que llegaron a resultados exitosos en lo que hacen. Una persona que logro resultados significativos sobre algún tema, tiene autoridad en ese tema, a estas personas debes elegirlas como un referente. Es ridículo escuchar consejos matrimoniales de un soltero o de alguien que se está por divorciar. O como salir de la pobreza de alguien que tiene deudas.

Sé ordenado y comprometido, no prometas cosas que no puedas cumplir. Sé diligente y responsable porque Dios no usara una persona que se olvida de todo y que no le importan los demás, si alguien te está esperando y no puedes llegar, avisa, si tienes una cita trata de llegar temprano.

No seas de los que le tienen que pedir las mismas cosas veinte veces. Acostúmbrate que si prometes algo lo debes cumplir, si no, es mejor no prometer nada. Ante una entrevista u oportunidad planifica todo lo que vas a decir, prepárate de antemano para todas las posibilidades que se te puedan presentar.

Una expectativa de fe debe ser la sensación predominante en tu interior. Esperanza, optimismo y confianza en que Dios te está ayudando siempre, algo mejor esta por delante. Habla bien de tu futuro, habla bien de ti, habla bien de tus proyectos, sino funciona algo, cámbialo, pero siempre es la fe en Dios lo que te guiara a la solución ante un obstáculo.

Recuerda: No importa lo que hagas, las relaciones interpersonales son la base para obtener los mejores resultados, sé dócil, flexible, negociador, comprensivo, honesto y comprometido en todo lo que hagas. Una vida ejemplar sobre este tema es la historia de José que llego a ser Faraón y hallo gracia donde quiera que fuera (Génesis 39:5).

«Él reserva su ayuda para la gente íntegra y protege a los de conducta intachable» Proverbios 2:7 (NVI).

DEJA TU OPINIÓN

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí