El Llamado Al Amor En La Biblia

El Llamado Al Amor

Y LLEVEN UNA VIDA DE AMOR (Efesios 5:2 NVI)

Cuando hacemos un balance de nuestras actos diarios, a menudo hay gran discrepancia entre lo que decimos que nos importa y la forma en cómo gastamos nuestro tiempo, dinero y energía. Los matrimonios pasan cuatro veces más tiempo viendo la televisión que conversando. Los padres pasan cuatro horas diarias de media viendo la televisión, una hora haciendo compras y seis minutos jugando con sus hijos. Y con cada día que pasa, la discrepancia se agranda.

En la película Cowboys de Ciudad el actor y cómico Billy Crystal se presenta delante de un grupo de niños de la clase de su hijo y decide enseñarles una lección que quizás no estaban listos para aprender: “Chicos, valorad este tiempo de vuestras vidas, porque es ahora cuando todavía podéis elegir; y el tiempo vuela”. Cuando eres adolescente, crees que puedes hacerlo todo, y así es. Cuando tienes veinte años, ni te enteras, a los treinta, formas una familia, haces un poco de dinero y piensas: ¿Dónde se fueron mis veinte años? A los cuarenta, te sale barriga y papada, te parece que la música está demasiado alta y una de tus amigas del instituto ya es abuela. A los setenta, te pasas la mayor parte del tiempo paseando por los centros comerciales buscando el yogur más suave del mercado y refunfuñando: ¿Por qué no me visitan los hijos? ¿Tenéis alguna pregunta? Si sientes que la discrepancia entre lo que dices que más te importa y lo que en realidad estás haciendo con tu vida es cada vez mayor, haz algo al respecto. Toma decisiones radicales si fuera necesario, pero aprovecha el tiempo presente mientras puedas.

Y LLEVEN UNA VIDA DE AMOR Efesios 5:2 Y LLEVEN UNA VIDA DE AMOR Efesios 5:2 (Imagen) Compártela en tu red social favorita.

Y LLEVEN UNA VIDA DE AMOR (Efesios 5:2 NVI)

Hay un fenómeno al que se denomina “Inercia Activa”. Se da cuando nos proponemos cumplir compromisos que ya no tienen sentido. Y en algunos casos, hasta pueden ser perjudiciales para nuestra salud, nuestra familia y nuestro bienestar espiritual. Seguimos en ello hasta que nos topamos con una crisis. Por ejemplo:

Un padre muy ocupado, cuya hija, a la que ha descuidado, se va de casa y se mete en drogas. De repente, éste saca tiempo para recorrer el país de lado a lado buscándola y luego pasa semanas buscando clínicas que la traten. Una pareja donde los dos estaban demasiado ocupados para dedicarse tiempo el uno al otro, de repente pasan gran cantidad de horas recibiendo consejería, y visitando a los abogados y buscando nuevos sitios donde vivir, al venirse abajo su matrimonio. Un adicto al trabajo ahora encuentra tiempo para pensar en el significado verdadero de la vida al recibir un informe médico con los resultados de unos análisis y la palabra “Maligno”.

El Dr. Timothy Johnson escribe: “Parte del placer de leer una novela estriba en no saber cuál va a ser el desenlace hasta la última página, y luego pensar cómo los personajes podrían haber actuado de forma distinta si hubieran sabido cuál era el fin. Pero la vida real tiene una urgencia muy diferente a la ficción; cuando llegamos al fin, no se puede cambiar. El significado de la vida es que ésta se acaba. Nunca lograremos entender cómo vivir nuestra vida hasta que comprendamos la importancia del hecho de que ésta tiene un fin. ¿Y luego qué?” Por lo tanto, haz una pausa y pregúntate lo que estás haciendo (o no haciendo) con tu vida en estos momentos que hará que te lamentes más tarde. Siempre se vive la vida hacia adelante, nunca hacia atrás. El consejo del apóstol Pablo al respecto es: y lleven una vida de amor” (Efesios 5:2 NVI).

Que tengas un día viviendo una vida de amor para con los tuyos y los demás.

Libros Ebooks Cristianos

Sobre Devocionales

Ministerios Devocionales Cristianos.org - llevando y ministrando la palabra de Dios desde 1999. Misión Alcanzar a cada persona en el mundo con un mensaje de Dios por medio de una palabra escrita en Devocionales y Estudios Biblícos diarios. Comunicar a todo hombre y mujer que JESUCRISTO es el Rey de Reyes y Señor de Señores y viene otra vez.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

170 Compartir
Comparte161
WhatsApp
Tweet4
+11
Pin4
Email