Home / Cristianos / El Ser Transparente En La Biblia

El Ser Transparente En La Biblia

hombre-transparenteEl Ser transparente en la Biblia

“Al llegar a la colina, Giezi tomó los sacos y los guardó en la casa; después despidió a los hombres, y éstos se fueron.” 2 reyes 5:24 (NVI)

Giezi el siervo del profeta había hecho algo inapropiado. Había pecado. Mintió reiteradas veces para obtener un poco de dinero y unos vestidos importados.

No fue un asunto accidental, sino que buscó hasta alcanzar su objetivo. Lo hizo consciente que su maestro y profeta no estaba de acuerdo. Y sabiendo que Eliseo había rechazado aquello que él estaba buscando conseguir.

Aunque se puso válidas excusas para autojustificar su mal proceder e intentó buscarle una vuelta de razonabilidad a su pecado, este hombre que tenía todo para ser un exitoso espiritual, fracasó y se condenó a vivir leproso por un poco de ambición.

Tenía la bendición de estar cerca de un siervo de Dios. Tenía el consejo diario del profeta para corregir su conducta.

Pero un pensamiento equivocado, generó codicia. Y finalmente decidió hacer lo que fuera necesario para satisfacer sus deseos. Midió los riesgos, armó un plan de mentiras, y no le importó nada con tal de alcanzar lo que quería.

Cambió por un poco de dinero su vida, porque por su pecado, se convirtió en leproso. Es el mismo resultado que aquellos que deciden cambiar su santidad por un poco de sexo, de diversión, de exceso o de placer. Un poquito de satisfacción se paga con una vida de consecuencias.

Giezi era plenamente consciente de su pecado. A tal punto que cuando obtiene su botín, lo esconde en un lugar secreto. si estas orgulloso de algo lo mostrás y lo pones en tu perfil público de facebook para que todos lo vean. Escondes lo que te da vergüenza. Lo que no querés que los demás se enteren.

Escondemos las malas notas, al amigo feo, la media rota, los links de las paginas de internet que consultamos, la envidia que tenemos, que tu novia te dejó por otro, tus deudas, tus errores, tus fracasos, tus miedos o tus pecados.

Al igual que Giezi, nosotros también hoy escondemos lo que nos avergüenza y aunque sabemos que está mal, seguimos repitiendo esa conducta que Dios rechaza.

Intentamos disfrutar un poquito de placer pero escondemos lo que hacemos. Lo terrible es que Dios lo sabe, lo ve y lo desaprueba. Pero parece no importarnos. Creemos que la oscuridad nos oculta, pero Dios siempre nos ve.

Si lo que estás haciendo, lo escondés por vergüenza, es tiempo de dejarlo.

REFLEXIÓN – Se trasparente.

Un gran abrazo y bendiciones

Dany

Libros Ebooks Cristianos

Sobre Cristianos

Ministerios Devocionales Cristianos.org - llevando y ministrando la palabra de Dios desde 1999. Misión Alcanzar a cada persona en el mundo con un mensaje de Dios por medio de una palabra escrita en Devocionales y Estudios Biblícos diarios. Comunicar a todo hombre y mujer que JESUCRISTO es el Rey de Reyes y Señor de Señores y viene otra vez.

Un comentario

  1. Carlos Tony Sanchez Vaca

    Estimado hermano Danny y hermanos en Cristo, hace unos días coloqué una nota a mis contactos cristianos en wassap, pidiéndoles oración (acompañada por una foto de una cajetilla de Marlboro) para vencer este acoso maligno. Lo hice porque realmente quiero apoyo de los hermanos, pues estoy luchando hace años contra este mal. Para mí, no es pecado el fumar, es una debilidad humana, una enfermedad (se llama tabaquismo y produce el síndrome de abstinencia). Asimismo, hice esta petición, pues algo que extrañé en mis últimas visitas a congregaciones evangélicas, es lo que tú mencionas: TRANSPARENCIA. Lo que ví y viví durante más de 20 años, (Dios me llamó a su redil el año 1989 hoy ya no soy evangélico, pero intento seguir las huellas de Cristo como El mandó y porque le amo), es un esfuerzo genuino de muchos por apartarse del pecado, pero también un esfuerzo de muchos por aparentar santidad y piedad. También un esfuerzo por ocultar sus debilidades y aparentar el molde “cristiano”. Quizás no por culpa de ellos mismos, sino por las demandas de los líderes religiosos, que sin sabiduría, les ataban cargas tan pesadas….. Creo firmemente que aquel que comenzó la obra en nosotros la terminará, incluso al momento de subir a su presencia. Escrito está que, después de haber padecido un poco de tiempo, nos perfeccionará, afirmará, fortalecerá y establecerá. Yo mismo – recuerdo-, cuando iba a los cultos, me fumaba el último cigarro al salir de casa y me perfumaba, pues, de otra manera tenía un enjambre de hermanos, que me decían, “deje hno, de fumar” ¡qué barbaridad hno.¡ ¿ no tiene fe¡ pidala a Dios, blab, bla y no hacían más que criticar, mirar de reojo y restarme autoridad para predicar…..incluso algunos dudaban que haya nacido de nuevo, pues decían “el Espíritu Santo no puede vivir en un basurero…”…y así hay muchos hermanos nuestros, de la familia del Señor, de la Iglesia del Señor, que se ven obligados a cubrirse como con una máscara, para no ser fastidiados por personas, que ni siquiera se ocupan de ellos. Muchos se han alejado de la fe, sé que volverán pues ¿adónde irían? Bueno, resumiendo, y volviendo al principio, publiqué en wassap también con el propósito de convocar (como por engaño, lo reconozco) a los hermanos que me conocen, a predicar y vivir con TRANSPARENCIA, sin pretender ser lo que no son, como si el Señor no viera todo…..Verán, el mismo Jesús, nuestro Señor, no escondió sus flaquezas…dormía, tenía hambre, se molestaba, se airaba, lloraba de decepción por la incredulidad, tanto como por la solidaridad hacia los sufrientes. Pablo, el apóstol (los que se llaman apóstoles hoy, no lo son) declara, que tenía un aguijón en la carne, un mensajero de satanás, dado por Dios, para que no se gloríe el mismo (no sabemos cuál era el aguijón…). Pablo vivió con ese aguijón hasta su muerte, a pesar de haberle rogado al Señor que se lo quitase….Hasta hoy que les escribo, no he recibido ninguna petición de oración de ningún hermano, pidiendo ayuda a algo que no pueden vencer….¿tienen miedo de que se sepa ? ¿ tienen verguenza de sus hermanos en Cristo ? ¿ prefieren mantener escondida su debilidad (que todos, absolutamente todos la tenemos) o tal vez, pronto lo harán…hay que esperar pues no todos reaccionamos igual…¿no es verdad ? Como verán, el ser TRANSPARENTES, es una demanda del Altísimo, para serles agradable a su Santidad. Ser transparente, es alejarse del espíritu farisaico, ese que el Señor señalaba de sepulcros blanqueados, por fuera limpios, pero por dentro llenos de inmundicia. Sugiero dar un paso, difícil si, pero maravilloso, pues rompe ligaduras y provee libertad…SEA TRANSPARENTE y la manifestación de la obra de Dios en su vida, será visible…. Mas debo aclarar que la demanda de transparencia, se refiere a mostrarse tal cual uno es durante el tiempo que dure su caminar cristiano en esta vida….no debe confundirse con el libertinaje de vivir en pecado, haciendo gala de esto, pues quien conoce al Señor, no puede vivir pecando….es más no se puede, pues el Espíritu del Señor es celoso y nos constriñe, tanto como El se constriñe por nuestras faltas. El que no ha conocido a Dios, no tiene esa gracia. Bueno, desearía decir más cosas, pero temo aburrirlos. Les mando un abrazo fraterno, que el Señor haga resplandecer su gloria ahora y siempre en ustedes.
    Su servidor y hermano, Carlos Tony Sánchez.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Comparte106
WhatsApp
Tweet
+1
Pin
106 Compartir