Como-reflejar-la-luz-de-Dios-en-tu-vida-versiculos-biblicos-biblia
¿Cómo Reflejar La Luz de Dios Según La Biblia? ¿Qué Dice La Biblia Sobre Manifestar La Luz Y El Amor de Dios?

¿Qué Dice La Biblia Sobre Manifestar La Luz Y El Amor de Dios?

«E hizo Dios las dos grandes lumbreras; la lumbrera mayor para que señorease en el día, y la lumbrera menor para que señorease en la noche; hizo también las estrellas. Y las puso Dios en la expansión de los cielos, para alumbrar sobre la tierra, y para señorear en el día y en la noche, y para separar la luz de las tinieblas. Y vio Dios que era bueno» (Génesis 1:16-18).

Hace unos días los diarios de todo el mundo noticiaron que habría una superluna en el cielo, para ser honesto, olvide la noticia, pero el acontecimiento fue tan notorio delante de mis ojos, que me hizo recordarla.

Mucha gente atribuye a la luna diferentes efectos sobre los mares de la tierra, así como en las personas, no por nada la palabra lunático (loco) tiene sus orígenes etimológicos en la luna. También la luna es culpable (según algunos) del romanticismo en los seres humanos, cuando la vemos junto a la persona amada, claro.

Aquí, en Brasil, en la ciudad donde vivo, la superluna se vio increíblemente grande y brillante. Sé que hasta ahora te estarás preguntando, caramba, no sabía que el pastor era tan romántico, pero confieso que no lo soy tanto. Aunque la verdad es que la luz brillante de una superluna impacta a la vista por su tremenda belleza.

Cuando eres niño todo era más divertido y maravilloso, creo que esto se debe a los descubrimientos diarios que tienes sobre las cosas que desconocías. En esa época, cuando salíamos a conversar con los amigos, había un profesor que pasaba todos los días a la misma hora. Él era un hombre muy culto, con una sabiduría impresionante en casi todos los temas inimaginables. Nosotros como niños amábamos esperarlo y así escuchar algunas de sus enseñanzas e historias fantásticas.

En uno de esos encuentros con el «profesor» recuerdo con claridad que nos habló sobre la relación que existe entre la luna y el sol. Nos explicó al detalle como el sol, con toda su grandeza, poder y gloria, es la fuente del planeta tierra. Y que el sol, aunque está del otro lado de la tierra y fuera del alcance de nuestra visión, hace que la luna brille. La luna no tiene brillo propio, ella solo refleja la luz del sol. Piensa en esto como un espejo, de esos con los que jugabas cuando eras niño. Para que reflejara el brillo del sol, necesitabas alinearlo en la posición correcta y en el mejor momento.

Como hijos de Dios, nuestra relación con el Señor es muy similar a la relación que la luna tiene con el sol. En el momento nos alineamos a su perfecta voluntad, dentro de sus planes y propósitos, estaremos en el mejor punto para manifestar la gloria de Jesucristo, nuestro Señor. No olvides que Él es la fuente de todo el universo. Nuestro sentido de vida y realización personal se encuentra en establecer una íntima relación con Él, porque solo de esa manera podremos reflejar su luz en este mundo.

En el evangelio de Juan 9:5, Jesús dijo: «Entre tanto que estoy en el mundo, luz soy del mundo». Después en el libro de Mateo capítulo 5 que nosotros somos la luz del mundo. «Así alumbre VUESTRA LUZ delante de los hombres», nos dice, «para que vean vuestras buenas obras, y glorifiquen a vuestro Padre que está en los cielos» (versículos 14 y 16).

Por esta razón, cuando veas otra superluna o luna llena, recuerda del plan y propósito de Dios en tu vida para este mundo. Y si estás fuera de los caminos de Dios, entra en el orden del Padre, busca esa intimidad perfecta con el Dios de luz. Mi oración por ti hoy, es que puedas reflejar la luz y el amor del «Sol de Justicia» del cual habla el profeta (Malaquías 4:2).

DEJA TU OPINIÓN

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí